Archivo de la etiqueta: Ramón Muñoz

Cinco cosas sobre ‘¡Noticia Bomba!’ de Ramón Muñoz

Un par de comentarios rápidos sobre el “reportaje” (sic) que publica hoy El País -papel- ‘¡Noticia Bomba!’ y que firma el periodista Ramón Muñoz:

1. Es un artículo muy bien escrito:
Exquisito, una joyita en las aburridas páginas de los periódicos. Nadie nos dijo que la sexta W del periodismo fuera matar de aburrimiento al personal. Es un pedazo de artículo.

2. El periodismo es una profesión de riesgo. El mayor de ellos es el de morirse de hambre”:
Lo que relata sobre periodistas que intentan sobrevivir, que malviven, periodistas figurantes que no hacen preguntas en las ruedas de prensa… todo es cierto, existe.

3. Pero lo que chirría es que quién lo escribe cobra una pasta (y Enric González mucho más). No invalida el relato pero hace que lo mires con algo más de distancia. En la redacción de papel de El País es público y notorio que nadie malvive (he ahí muchos de sus males, que la liquidez no es la que era y la máquina cuesta lo mismo…). Algunos cobran más que directivos de empresas. Eso sí, otro cantar debe ser el de la redacción digital de El País. Nada extraño, también ocurre en los demás periódicos.

4.Para muchos la “creciente precarización” no es tal:
Muchos de los que llevan ya más de 10 años trabajando, simplemente, no han vivido otra cosa. La precariedad se ha vuelto el pan nuestro de cada día. Y lo precupante es que hasta el mejor talento, acaba tirando la toalla, cansados de esperar una mejora que nunca llega. Al final saltan al mundo de la comunicación corporativa y ya no hay vuelta atrás. No les culpo por ello.

5. “…Yo no soy más que un periodista del montón y un paseante”:
Y una mierda. Ramón Muñoz no es un periodista del montón. Preguntarle a cualquiera que se dedica a las Telecos si Ramón Muñoz de El País es un mindundi, el chico del copy-paste de teletipos. Ja, ja y ja. Anda ya, no cuela, Muñoz.

Pero supongo que han conseguido lo que querían: que hablemos en Twitter y que les dediquemos post como el que estáis leyendo. Ya veis, lo han conseguido.