Archivo de la etiqueta: empresas de comunicación

La tristeza publicitaria va por barrios

La excesiva dependencia de las empresas de medios de la publicidad ha hecho que la crisis económica y su consecuente bajada de inversión publicitaria esté tocando de muerte a tantos e hiriendo a casi todos. ¿A casi todos? No, Internet es casi un extraterrestre.

Y es que a los medios esta crisis se les antoja inoportuna: en el momento que están más débiles y en que se hace inviable mantener sus grandes estructuras heredadas llega un tsunami: reconversión digital, reestructuración del panorama audiovisual, crisis de la prensa escrita… Todo al mismo tiempo y sin recursos con los que afrontarlo. Pero empecemos por la foto general para ver la magnitud de la tragedia.

Seguir leyendo en Economía Digital…

La semana dio de sí…

Esta semana ha tenido bastantes noticias importantes relacionadas con los medios (y yo ando un poco overload, ustedes disculpen…) así que las recupero aquí para que no se les pase ni una:

El Punt compra el diario Avui, y Xavi Xirgo es su nuevo director

La gran renovación editorial de los 12 diarios regionales del grupo Vocento

Del Olmo vende Onda Rambla a Punto Radio por 12 millones de euros

Telefónica compra el 21% de Digital Plus

El lunes 30 nace el medio online Factual.es

Nace la revista digital Frontera D


Los diarios catalanes firman una editorial conjunto en defensa del Estatut


La recopilación de últimas noticias sobre despidos en medios
que ha hecho Gurusblog

InterMedios deja de publicarse

InterMedios es una de las publicaciones especializadas en empresas de comunicación más veteranas.

Me escribe Maria Antonia Costales:

“Tras más de 15 años, el 8 de octubre se ha distribuido a los suscriptores el número 347 de InterMedios de la Comunicación, último de los que se editarán de esta publicación especializada sobre la industria de los medios de comunicación que apareció en febrero de 1994.

La caída del número de suscriptores, como consecuencia de la crisis del sector y de los cambios en los hábitos informativos de su público, no nos permite mantener nuestra actividad editora y supone también la desaparición de InterMedios.es “

Para la gente que nos gusta la información sobre empresas y medios de comunicación ha sido una publicación referente.

Hoy, una noticia triste para un sector que trata de reinventarse llevándose a muchas víctimas por el camino.

Quién cobra qué en los medios online

Buen documento salido de las manos de Laura Pintos y Chiqui Esteban sobre los diferentes modelos de acceso libre o de pago en diversos medios digitales, tanto españoles como extranjeros.

Como se puede ver en la tabla comparativa, casi todos los medios tienen alguna parte de sus ediciones que son de pago, en su mayoría los PDF’s y las hemerotecas, pero es obvio que no hay un criterio único.

Y ese “criterio único” del que tanto se habla, es precisamente el necesario para que sea viable que las webs cobren por según qué contenidos. Es decir, sólo si hay un acuerdo estratégico conjunto entre medios para cobrar por esos contenidos puede tener sentido cerrar las webs informativas.

Sin embargo no hay que olvidar que Internet es un inmenso océano, y los medios informativos tradicionales unas pequeñas islas en medio de continentes y otras islas de mayor tamaño.

Nos espera un curso con un auténtico pulso entre los medios tradicionales y las empresas informativas y tecnológicas surgidas en Internet. Va a ser muy interesante, seguro.

Cómo Internet ha cambiado la economía de todos los medios


Paul Bradshaw publicaba hace pocos días en su blog un interesante apunte sobre cómo ha cambiado el panorama mediático en los últimos 10 años con la llegada de Internet.

Ante tanto comentario sobre modelos de negocio y formas de pago, Paul siente la necesidad de recordar lo mucho que ha cambiado el panorama desde que Internet y la digitalización irrumpieron en la historia de los medios, aspectos que no pueden ser ignorados a la hora de proyectar una estrategia para el futuro de la industria periodística.

1. Atomización del consumo de noticias

Paul recuerda el concepto de “paquete informativo” que es el periódico. Ese “menú” se atomiza online. El comportamiento de los lectores online es mucho más errático.

2. La métrica de los usuarios

Es obvio que hay un abismo en la tradicional métrica de los lectores de un periódico de papel, una televisión o una radio, y la exhaustiva información acerca de sus usuarios que tiene cualquier medio online. Todos esos datos -recuerda Paul- son valiosísimos de cara a los contenidos del propio medio y a la publicidad

3. Modelos de negocio conflictivos entre sí

El papel tiene un precio de portada. Llevado al online, enviaría a la mayoría de nuestros lectores a cualquier otra web, perdiendo el potencial de las audiencias distribuyendo tu contenido. Es uno de los puntos más debatidos desde hace tiempo.

4. Reducción de los costes de producción y distribución de las noticias

Cierto, pero de todas formas, –añado yo– producir información propia y original, gratis, gratis, no es.

5. Fin de la escasez de tiempo y espacio

Hemos pasado de la escasez a la mayor de las abundancias informativas en esta nueva era, cualquier intento de “vender” información online debe tener en cuenta esta básica realidad.

6. Devaluación de ciertos tipos de periodismo

En ciertos sectores, dice Paul, el periodismo ha perdido su puesto de referencia. Pone como ejemplo a Amazon, para la industria del libro, y a Last.fm u otros servicios, para el de la música.

7. El fin del monopolio informativo

La posibilidad de difundir y distribuir información está al alcance de todos. Esto hace aún más perecederas a las noticias. A la vez, recuerda Bradshaw, se han multiplicado los soportes publicitarios. Esta competencia ha hecho bajar precios y fomentar la innovación.

8. La desaparición de los intermediarios

Si todos pueden publicar en sus sitios webs, ¿por qué anunciarse en un medio?

9. Creación de nuevos monopolios

Google, Facebook, Craigslist… Si quieres prosperar en el nuevo entorno hay que entender el contexto en que operan los usuarios: SEO, SMO… Entender que si alguien domina en una parcela de la red, qué impacto concreto va a tener en tu actvidad.

10. La digitalización y la convergenciaNegrita
Bradshaw habla de la eficiencia del nuevo ecosistema, de todas las posibilidades que ofrece lo digital. Habla de cosas como el Creative Commons o los mash-up. Para el profesor de Birmingham, “el valor de tu organización no está sólo dentro de tus paredes, sino también fuera de ellas”.

11. El aumento de la industria de PR

Este punto me ha hecho pensar: cómo la industria de las relaciones públicas y la comunicación corporativa entraron en el campo informativo, impactando en el quehacer diario de los periodistas. Ahora, dice Bradshaw, esta influencia puede hacerse mayor con el proceso de desintermediación por el que atraviesa nuestra sociedad. La voz PR hablará directamente a sus audiencias.

Pero hay otro aspecto laboral: muchos buenos periodistas han dejado el periodismo por un empleo mejor remunerado en esta industria. Y el talento que podría necesitar la industria hoy, están trabajando en PR.

12. Una nueva moneda

El capital social. No por ser UGC, recuerda Paul, y no tener “marca”, los contenidos en medios sociales no deben ser subestimados: precisamente porque las personas creen en las persona y no en las “marcas”, puedan otorgar más credibilidad a estos medios que a las organizaciones. La reputación y los demás beneficios no directamente económicos.

La mayoría de puntos son bien conocidos, pero me gustan estos post en los que se recoge la foto de la situación.

Ayuda a tener una mayor visión de conjunto.

Dame mi queso, o cómo los editores de diarios pasan a la acción

El País publicó el domingo una entrevista a Vinton Cerf, considerado como uno de los padres de Internet, premiado con el Príncipe de Asturias en el 2002 junto a los otros “padres” de la red de redes, y que ahora, actúa como “evangelista” en Google.

Durante la semana pasada se comentó mucho en la red dedicada a estos temas de los media, la posibilidad de un gran acuerdo por parte de los periódicos americanos para blindarse contra Google -no permitiendo el enlace- de cerrar los algunos contenidos o hacer lo que sea… tema que vuelve una y otra vez.

Los editores sienten que tienen que hacer algo, aunque ese “algo” no está aun muy claro. No en vano -y a modo de ejemplo- ya un 22% de los lectores en EEUU dan de baja su suscripción a la edición de papel, porqué consiguen los mismos contenidos online -y gratis-.

The Atlantic lo adelantaba hablando de un cónclave secreto en Chicago. Cada uno intenta buscar sus soluciones. Cristina F. Pereda de Soitu explicaba muy bien todo el jaleo que se está montando.

Vía Twitter descubría una entrevista a Pedro J Ramirez en una revista chilena, donde decía que “dentro de la profesión periodística hay muchas ganas de decirles varias verdades a los de Google”.

Pero volvamos a las palabras de Cerf:

“(…)Mire lo que está ocurriendo con los principales periódicos. Las marcas siguen interesando a los lectores que se fían del trabajo de selección que realizan las grandes cabeceras, sus posiciones editoriales y demás.

En la nueva manera de actuar que se expande en la Red, lo que cuenta es lo que pinchas, lo que copias; eso nos lleva a los problemas de propiedad intelectual. Habría que identificarlos claramente con etiquetas que avisen que se debe pagar su uso.

Pero entonces lo que se extenderá con más facilidad será la opinión de todos aquellos que quieren hacerla circular gratuitamente. Necesitamos llegar a una forma de comportamiento en la que ambas cosas sean compatibles, eso enriquecerá todo. Para eso se han inventado los denominados creative commons, en los que la gente elige si desea que le paguen por utilizar cierto material o no. Pero creo que aún debemos encontrar mejores mecanismos para acceder a esas cosas y evitar que se hagan copias tan fácilmente.

-Es un debate abierto, un asunto sin resolver.

La cuestión es que actualmente la copia es sencilla; aunque lo prohíbas específicamente, se hacen. Se abusa y debemos llegar a un acuerdo global sobre cómo deseamos tratar los derechos de propiedad intelectual.

Pues en esas estamos. De hecho Google ya anda colaborando con el Washington Post y otros diarios americanos .

Como recordaba Piet Bakker en Barcelona la semana pasada, si decide cerrar los contenidos, sólo el 10% pagará por estos, el resto se irá donde la información sea gratuita. Es decir, o se ponen todos los medios de acuerdo a nivel “global” como dice Cerf, o no vale.

(Además, también hay quién sigue confundiendo el enlace online con la cita, pero esa es otra historia…)

y continua Cerf:

¿Qué opina de la proposición que ha realizado el magnate Rupert Murdoch? Insiste en que es imprescindible pagar el acceso a la información periodística. ¿Concuerda eso con los tiempos que vivimos?

El coste de producir información necesita ser reconocido. Google ha descubierto que su modelo publicitario funciona para cubrir los costes de esas noticias de la misma forma en que se sostenía el negocio en otros tiempos.

Creo que el periodismo es todavía un servicio crítico y necesario, pero el paso hacia el mundo online debe ir acompañado de un replanteamiento creativo del modelo de negocio y sus mecanismos. La publicidad que se crea es mucho más versátil que la impresa y puede llegar a ser más dinámica y personalizada.

Me da la impresión de que el sector no ha explorado todavía de manera profunda las posibilidades.”

Exactamente lo que también comentaba Bakker en su sesión.

Y para concluir, recordar aquello que leía en el artículo “La metamorfosis del modelo informativo”:

“(…) Hay quién no puede entender que Internet haya creado servicios que hasta ahora no existían y que necesitan de contenidos que ellos generan para mantenerse (…) esta demanda de contenidos puede producir beneficios si se sabe gestionar”.

Ahí queda eso.

Seguiremos informando del culebrón.

Queridos Reyes Magos…


Queridos Reyes Magos,

Un año más he intentado ser buena. A veces me salió, y otras, por lo menos, lo intenté.

Ya sé que este año el horno no está para bollos con la crisis esa que siempre pintan en las portadas de color negro…

Así que quedará para el año que viene ese Iphone del que todo el mundo habla, pero que yo, humilde comunicadora, no tengo. Además, el Iphone es para gente importante como Enrique Dans o Marc Vidal. Yo no lo soy… (¿Pero no erais magos? qué fraude…)

El caso es que he visto algunos librillos que me molaría tener. Ya sé que son muchos, y que algunos pican un poco, pero yo lo intento.

En castellano, me pido el de la La Empresa en la Web 2.0 de Celaya, que lo hojeé el otro día en el Fnac y tenía buena pinta.

-El de Crossumer de Victor Gil, que lo conocí en el Cava and Twitts y me pareció majete. Además todos mis amiguitos de Twitter me lo recomiendan.

-El de Convergence Culture, que no lo pedí a Amazon en su día por pura vagancia. Ahora ya está en España y traducido, pero pica un poco, la verdad…

“El último ejemplar del New York Times: El Futuro de los periódicos de papel” que tal como están las cosas, interesa saber qué dice… (Ojo al dato, que el que edita es Cases i Associats)

– Otro que me apetece leer es uno del que habló Mario Tascón en Portugal, es The Language of New Media, de Lev Manovich.

– Y por último, el de Jeff Jarvis, ese de qué hará Google, que de tanto leerle en su blog sobre su futuro libro, me ha puesto la cabeza como un bombo

(El de “El mercado de la Televisión en España: Oligopolio” de mi amigo Juan Pablo Artero ya lo tengo, que él mismo me lo envió, así que no hace falta que me lo traigáis…).

Bueno, hacer lo que podáis. Cualquiera de ellos me harán disfrutar y aprender…

Cuidado al salir, que tengo el pasillo lleno de cajas. Rollos de la mudanza…

Un besito para los tres,

Lola

PD: A ver si me porto mejor el próximo año y me traéis el Iphone o un portátil nuevo, que ya hay que ir pensando en jubilarlo…

¿Es transparente el mercado laboral periodístico?


¿Es esto una “verdad incómoda” para el mundo periodístico? Hablemos hoy de nosotros, de nuestro mercado laboral. Obviando por un momento los muchos EREs que se nos vienen encima en medios de comunicación, miremos de cerca la cultura de RRHH que ha regido el mundo de las empresas de comunicación.

Hace unos meses leía, sin que me sonara extraño, en un post de Borja Ventura, el caso de un joven periodista que relataba su amarga experiencia en la búsqueda de trabajo. De su testimonio se podía intuir la falta de transparencia de muchos procesos de selección del mundo periodístico.

Personalmente siempre me he preguntado por qué tan pocas ofertas de trabajo para medios de comunicación son públicas, cuesta ver anuncios diciendo “Se busca periodista para medio de comunicación…”.

Captando talento

Mediatrix es un headhunting dedicado al mundo de la comunicación para la captación y promoción del talento, iniciativa del periodista Miguel Angel Violán. Convencido que había “un complot contra el talento que exige una rebelión generalizada” empezó esta actividad en su tiempo libre.

“La oligarquía de los mediocres asfixia a mucha gente con talento pero sin suerte ni canales transparentes que salvaguarden un principio sagrado: el de la igualdad de oportunidades”.

Violán tiene un blog en Periodista Digital, donde publicó una entrada sobre Mediatrix. Su contundencia respecto a este tema, me llevó a contactar con él y hacerle unas preguntas sobre las políticas de RRHH en el mundo periodístico.

¿Qué te llevó a crear Mediatrix?

Me llevó a crear Mediatrix la implementación de uno de mis lemas vitales: no desear para los demás lo que no deseas para tí mismo. Es un sector que te maltrata innecesariamente. La reiterada constatación personal de que el talento incomoda y de que el enchufismo es un mal endémico de la sociedad hispánica.

También la convicción de que la transparencia en el acceso a las oportunidades ha de ser sello distintivo de una sociedad abierta. Y por último mi situación personal: profesional consolidado con la convicción de que estamos ante una “verdad incómoda”.

– ¿Cuáles son, en tu opinión,
las principales causas por el que el mercado laboral periodístico tenga canales poco transparentes y no regidos plenamente por el principio de “igualdad de oportunidades”, como mencionabas en tu post?

Porque es un sector en ciertos aspectos muy inmaduro y peor aún: enfangado en malos hábitos de clientelismo (partidos políticos, instituciones, caciques en los propios medios).
En esencia, es una profesión muy poco autocrítica. Además faltan periodistas y comunicadores con conocimientos de gestión e imbuidos de la cultura de la calidad. La coartada de la “rapidez informativa” es un engañabobos.

– ¿Qué opinión te merece la actual gestión de RRHH que se viene haciendo en las empresas periodísticas? ¿Por qué crees que la mayoría de procesos de selección para puestos periodísticos no son nunca públicos?

No me consta que haya gestión de recursos humanos. A lo sumo hay gestión de nóminas o peor aún: de contratos-basura. No conozco una sola empresa empresa periodística en España que ofrezca formación como es debido. Ni una.

El oscurantismo en los procesos de selección se debe a la endogamia de la profesión y los tics mafiosos de las camarillas dominantes. Obsérvese lo rápido que envejecen. No es por stress, es por maldad.

– ¿Cuál es tu dinámica de trabajo en Mediatrix?

Capto talento y lo redistribuyo. No me ocupa mucha tiempo. Soy muy selectivo. Pero no descarto profundizar en mi proyecto. En el fondo constituye un torpedo a la línea de flotación del establishment periodístico. Sólo la libre circulación del talento nos puede llevar a un periodismo ejemplar, socialmente reconocido. Faltan buenos gestores, sobran cantamañanas.

– ¿Crees que los nuevos canales como la Red y las herramientas sociales, pueden hacer cambiar las viejas normas que han regido hasta ahora las políticas de RRHH y traducirse en una mayor igualdad de oportunidades para todos los profesionales?

Los nuevos canales pueden impulsar el debate y hacer aflorar la rabia contenida de muchos. Como por ejemplo, a través de esta misma entrevista. Las decisiones de fondo constituyen un problema de actitudes. Faltan buenos gestores, periodistas-mánagers y una visión completamente nueva de la conducción de personas. Hace falta que alguien lo haga, triunfe y produzca efecto-demostración.


– ¿Qué recomendarías a jóvenes que acaban de empezar su carrera profesional ?

Que lean mucho, que utilicen el transporte público (utilizarlo implica abandonar el confort autista de ir en tu propio coche. Con el transporte público pisas la calle, donde está tu público. Saber lo que pasa en la calle es clave) y que sean muy rebeldes pero sólidamente documentados. Siempre formándose por propia iniciativa.
Y un libro de interés: “Let’s play: la empresa contada a los jóvenes”, de Plataforma Editorial.

El email de Miguel Ángel Violán es : miguelangelviolan (arroba) hotmail (punto) com

Me gustaría saber qué pensáis del tema: ¿os parece transparente el mercado laboral periodístico?

"No sé qué pasa que lo veo todo negro"

No puedo hablar de ello en primera persona porque yo no estuve allí, pero sí que quería por lo menos dejar aquí constancia del evento.

El Sindicat de Periodistes celebró el pasado 7 de junio la Assemblea de periodistes de Catalunya, para discutir temas que de alguna u otra manera, a todos nos afectan.

Enlazo el blog de la Assemblea, donde se han publicado las conclusiones, la mayoría de ellas relacionados con aspectos laborales.

En el blog también están colgados los documentos de trabajo previos a la asamblea. Interesante ver qué preocupa a los periodistas y qué visiones tienen los trabajadores del sector:

Pérdida de protagonismo de los periodistas en las empresas de comunicación

Periodistas en comarcas y medios locales, la precariedad laboral y profesional como bandera

Amenazas al derecho a la información. Desregularización y precariedad de las empresas de comunicación.

– ¿Periodistas o comisarios políticos?

En uno de ellos se pone un ejemplo preocupante:

” (…) És simplement una anècdota, però és reveladora. No fa gaires anys, el gerent d’un dels diaris importants de Catalunya assegurava que el seu millor redactor era el rasca-rasca, és a dir, una de les eines promocionals per vendre més exemplars.

Reconeixia implícitament que el negoci del rotatiu en qüestió no passava ja, segons el seu punt de vista, per la publicació de notícies sinó per l’activitat publicitària i promocional.

Todo esto me hace pensar hasta qué punto no sólo los modelos de negocio como también las nociones de periodismo y los conceptos sobre los productos y los roles a jugar, están en crisis…

Resultado: desorientación total. Nadie acaba de encontrar su sitio en el que sentirse de nuevo, cómodo.

En el blog Astillero hay una crónica en primera persona del evento. Por cierto, otro blog sobre los Media que también os recomiendo.

“No sé qué pasa que lo veo todo negro…” empieza el post de Carlos Alonso.

Qué dicen los nuevos clásicos sobre los medios I

Hay dos libros que me parecen ya dos clásicos de la nueva era, que ayudan a entender lo que está pasando en nuestra sociedad de la información y hasta qué punto las cadenas de valor ha sido trastocadas con la llegada de la digitalización, para nunca más ser lo que fueron en el pasado.

Hay muchos más libros,pero estos dos me parecen básicos, que recomiendo a todos leer.

Los que leéis habitualmente blogs, ya los conocéis. The long tail, de Christ Anderson, y Wikimomics, Don Tapscott y Anthony D. Williams.

Para los no iniciados
diremos que el primero fue escrito por un visionario que vio en Internet el espacio más eficiente para los mercados nicho. EL segundo, presenta el nuevo paradigma en la gestión por el que las audiencias pueden participar activamente a los procesos productivos.

Y los cito ahora porque hacia tiempo que quería recopilar lo que ambos dicen sobre medios de comunicación. Sin querer siempre hago lo mismo: mientras leo sobre estos temas, siempre intento extrapolarlo al mundo del periodismo y los medios. Por algo soy una freak. Os lo divido en dos post.

The Long Tail, lo leí a finales del 2006 mientras estudiaba el master y por recomendación de González Barros, fundador del Grupo Intercom. Recuerdo que me costó encontrarlo y al final lo compré por Internet.

En The long tail sobre medios de comunicación:

Generalistas en un mundo de nichos:

Los contenidos de los medios compiten con el conocimiento colectivo y con la información de todos los usuarios en la red. Es evidente –dice Anderson– que la información ya no es dominio exclusivo de los profesionales.

“Los blogs arrebatan los clientes a los medios convencionales, uno por uno, proporcionando contenidos de nicho mientras que los medios viejos son generalitas”.

Para los medios esto se traduce como “más competencia, de cualquier fuente”. La fragmentación se hace inevitable.

– La posibilidad de hacer stock de contenidos:

“Los periódicos están micro segmentados en artículo individuales que, a su vez, se relacionan con los sitios más especializados para crear un producto, a menudo más específico, usando el contenido de múltiples fuentes; el editor de blogs sería como un Dj, que mezcla los contenidos para crear algo nuevo”.

“Poner los nichos al alcance de todos, revela la demanda latente de contenidos no comerciales”.