Periodistas invitados por marcas, ¿afecta a su cobertura?

mobile

Ahora que ha pasado la resaca del Mobile World Congress me gustaría recoger una vieja polémica entre los periodistas que cubren tecnología. ¿Es lícito que las marcas paguen los viajes de los periodistas? ¿Qué contraprestaciones piden las marcas? ¿Influye en la información que se produce después?

Todo empezó cuando Gizmodo en español, en un acto de transparencia publicó un pequeño disclaimer donde anunciaba que los gastos de sus periodistas corrían a cargo de la empresa Gawker Media.

Que vengan un grupo periodistas de Madrid con el viaje pagado puede parecer una polémica banal, pero estamos hablando de varios cientos de periodistas invitados que cruzan medio mundo a cuenta de las marcas. He preguntado a varios periodistas del sector. ¿Afecta a la cobertura? ¿De verdad no hay conflictos con las marcas? Esto es lo que me han dicho.

disclaimer

Manuel Ángel Méndez (Gizmodo)

ManuelGizmodo en español ha decidido este año seguir la política que tiene Gizmodo US, ambas propiedad de la empresa americana Gawker Media, y no aceptar ninguna invitación de marcas para cubrir una feria, y en este caso para el Mobile. Esa política se debe a que, según me cuenta su responsable Manuel Ángel Méndez, en las ferias las marcas suelen condicionar las agendas de los periodistas invitados hasta el punto de reducir su tiempo libre a la mínima expresión. Por ello Gawker Media optó por esta política: acepta invitaciones para presentaciones y eventos pero no para ferias.

“Quien diga que no condiciona, yo me lo creo, pero partimos de la base que a veces es muy sutil la diferencia, y que muchos periodistas acaban cayendo en lo políticamente correcto con las marcas, para no decir lo que realmente piensan. Pensamos que el más perjudicado es el lector”.

Este año han ido dos periodistas cubriendo el MWC para Gizmodo en español. Manuel insiste que se ha dado demasiada importancia al disclaimer publicado. “No juzgamos a nadie y respetamos lo que otros quieran hacer, solo que nosotros hemos optado por lo que nos parece mejor para los contenidos y para nuestros lectores”.

Ronny Isla (El Comecio, Lima, Perú)

ronny“Las marcas hacen las invitaciones al diario para intentar que lo que pasa en otros sitios, tenga eco en nuestro país. Este año hemos venido 4 periodistas del diario”. Ronny, que habitualmente cubre tecnología y viaja con frecuencia a eventos, me cuenta que el MWC es un evento especial que genera “muchas más informaciones“ y en los que los periodistas aprovechan para hablar también con otras marcas, incluso de la competencia. ¿Qué pasaría si no vas a un evento al que no te han invitado? “No me parecería correcto no ir, pero tampoco hay una obligación de publicar nada”. “En mi caso he sido invitado por marcas de las que no hablé demasiado bien y sin embargo me han vuelto a invitar a otro evento. Decir la verdad no es ser malo”.

Preguntado si afecta a la cobertura Ronny cree que no es un problema y que no debería serlo. No es un buen negocio tampoco para la marca. Quizá se pueda ver de esa manera desde fuera, pero cuando lees la cobertura que ha hecho el periódico, no se nota esa invitación para nada”.

Carme Jané (El Periódico de Catalunya)

carmeCarme lleva 20 años cubriendo tecnología para El Periódico de Catalunya. Cuando la llamo para hablar del tema me dice que es “una polémica superada”. Carme es rotunda: ”No debería afectar a la cobertura, pero si alguien se siente obligado es que eres un mal periodista. La virtud es saber decir no”. Para Carmen “no eres mejor periodista por aceptar una invitación siempre que vayas con la actitud correcta”. “Somos periodistas, no fans. Yo me he quedado muy ancha de no publicar nada de un viaje que al final no ha sido relevante para mis lectores”.

Comentando el tema de las agendas Carmen opina que el periodista debe “cuadrarse” si la marca insiste en coparle la agenda del día para que no pueda ver nada más.
“Lo ideal sería que los medios se hicieran cargo de los gastos como hace el Nytimes, y como hacían antes otros periódicos aquí”, pero ahora “los viajes son más preciados y hay más medios con menos presupuestos”. Un blog nunca va a poder pagarse un viaje”.

Carmen cree sin embargo que el disclaimer de Gizmodo fue innecesario y “un exceso de puritanismo”.

Alfredo Pascual (Teknautas, El Confidencial)

AlfredoEste año El Confidencial ha decidido aceptar a una única invitación para un solo redactor. El responsablde de Teknautas me cuenta que consideraron que este año había pocos nuevos productos de interés para su lector. Dice que lo mínimo que piden las marcas es que asistas al evento o presentación a la que te invitan, pero que en ningún caso hay una obligación a publicar sobre el tema “hacerlo sería totalmente contraproducente”. “Lo peor que te puede pasar es que si no publicas, no te vuelvan a invitar y me parece bien que lo hagan, están en su derecho”. “Pero al final, son tantas marcas y hay tanta competencia, que si no es por uno, irás invitado por otro”.
Para Alfredo, la invitación no debe influir en la cobertura porque al final “el objetivo es siempre el mismo, decir la verdad”.

Este año en Teknautas optaron por decir por twitter que una marca les pagaba el viaje. Pero le quita importancia a este hecho. “No veo la necesidad de decirlo, pero si detectara que en el sector empieza a ser algo que afectara los contenidos, probablemente lo haría. Alfredo desmitifica estos viajes diciendo que son más parecidos a “viajes de jubilados” más que de placer, y que la lucha está en tratar de escapar de la agenda.

Toñi Herrero (Gadwoman, ¡Hola!, TicBeat)

Foto-TH-loresEn este caso a Toñi Herrero no le pagaron el viaje porque también vive en Barcelona, pero hace más de 10 años que se dedica a tecnología y como el resto, viaja a menudo invitada por marcas. No cree que la invitación tenga que afectar a la objetividad periodística. Le pregunto si hay compromiso de publicar algo cuando te invitan: “No, oficialmente no lo hay, pero se supone que si aceptas una invitación es porque te interesa el tema: tienes ya de antemano la información suficiente para saber si eso interesa o no a tus lectores”.

“Estoy en contra de viajes pagados a un evento o feria más amplia en los que la empresa que te invita te marca tanto o te pone una agenda tan restrictiva que te imposibilita ver el resto del evento”. Pero reconoce que “si no nos invitaran a los eventos a los freelance, está claro que no iríamos”, pero valora lo positivo: “te da la oportunidad de tocar producto”.

Albert Cuesta (ARA, Canal PDA, 8tv, Catalunya Ràdio)

albertcuestaAlbert Cuesta es sin duda uno de los periodistas de tecnología más veteranos de Catalunya y de España. Es freelance y produce contenidos para prensa, radio y tele. Al ser freelance, las invitaciones le permiten ir a muchas presentaciones  que de otra manera, sería difícil que los medios pudieran financiarle.

Sin embargo, él cree que no debe afectar a la cobertura el hecho de que sea invitado por las marcas: “La prueba de ello es que varias marcas no me han vuelto a invitar después de una cobertura que no les ha gustado“. Albert insiste que no debe ser un problema siempre que el periodista haga su trabajo y no sea un “fan”. “Ahora muchas marcas prefieren traer “fans” a sus presentaciones en vez de periodistas”.

Albert sería partidario de ser transparente e indicar en las coberturas que el medio ha sido invitado, aunque sospecha que los lectores “ya lo saben”.

Bonus track:

¿Se habla demasiado de Gadgets en las secciones de tecnología?

“Yo creo que es una sección mal titulada -dice Ronny Isla-. Debería llamarse “tecnología de consumo”. Porque existe tecnología no solo en el ámbito de las telecos, sino también en el ámbito de las ingienerías, de las ciencias…”. “En el día a día encuentras muchas notas sobre gadgets, pero en el diario también puedes encontrar otros temas más transversales”.

Para Toñi, se habla de gadgets porque al final es lo que interesa al lector, aunque critica la tendencia en el sector a enviar notas de prensa donde empieza a tratarse a los gadgets como piezas de moda, donde no se incluye información técnica del producto ni se explica las soluciones tecnológicas que se supone que aporta el aparato.

Para el responsable de Teknautas, acepta que se habla demasiado de gadgets, “porque es lo que más interesa a los lectores” y lo justifica diciendo que los “reviews de productos son los contenidos más leídos de la sección.

Manuel de Gizmodo opina que en los grandes medios generalistas no se habla tanto de gadgets, pero sí en los medios de internet más especializados. En su caso, “no queremos ser un blog de gadgets y por decisión editorial cada vez van a tener menos espacio. Hablamos más de ciencia y tecnología”.

“Sí, hemos reducido la tecnología  a los gadgets, pero al final es lo que me piden en las secciones”. Albert Cuesta cubre el Mobile desde 2006, cuando vino a Barcelona y en su opinión “lo más interesante de la feria no son los gadgets sino los servicios que se ofrecen y la industria en sí”.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *