Últimos posts

Repensar la situación de los periodistas freelance

Verkami: LIBYA CLOSE UP de Ricardo García Vilanova - periodista liberado en Siria 2014-04-06 22-58-38

Hace apenas unas semanas que Javier Espinosa y Marc Marginides, redactores en plantilla de dos periódicos, volvieron a casa después de ser secuestrados en Siria. Después esta dramática experiencia vuelven a casa donde sus familias y los compañeros de sus respectivas redacciones les esperan.

Hasta aquí, poesía. Ricardo García Vilanova es un freelance. Eso quiere decir que cuando ha vuelto, no hay redacción esperándole, ni ningún periódico ni ninguna empresa le ha seguido abonando su sueldo. Cuando vuelve, no solo tiene uno, sino muchos problemas, entre ellos, los más prosaicos, los económicos.

  • Es por eso que han puesto en marcha varias campañas de crowdfunding  (en Youcaring y en Verkami) para apoyar su trabajo, que pueda pagar sus deudas y pueda hacerse con un nuevo equipo fotográfico con el que poder seguir trabajando. Yo ya he contribuido y os invito a que vosotros también podáis aportar algo.

¿Quién apoyará al próximo periodista freelance secuestrado?

Vamos a intentar apoyar hoy a Ricardo, pero no puedo olvidar la pregunta que se me pasa con la cabeza: ¿Quién se ocupará del próximo periodista freelance que sea secuestrado en un país remoto, ¿Alguien ayudará a un periodista freelance que sufra un accidente o sea agredido de gravedad mientras trabaja para informar?.

La tendencia de la industria periodística es hoy a externalizar los contenidos. Los precios que se pagan por trabajos de periodistas y fotoperiodistas van a la baja. En muchos casos son directamente miserables.

A nadie se le escapa la diferencia que hay entre un periodista contratado por un medio  y un periodista freelance que va por su cuenta y riesgo a una zona de conflicto: inseguridad e indefensión.

Medios y agencias de noticias se benefician del trabajo de los freelance. Aunque hay situaciones particulares, en general el precio que se paga por el trabajo de los periodistas en ocasiones es tan bajo que el periodista no llega ni a cubrir los gastos del viaje y estancia. Los freelance se benefician de mayor libertad y flexibilidad. Sin embargo, el fuerte aquí siguen siendo las empresas periodísticas frente a un profesional individual sin una organización que le defienda.

Ricardo estaba trabajando como freelance para El Mundo, pero técnicamente no es un empleado suyo y por tanto no tiene obligación ninguna con él. Ignoro si El Mundo ha tenido alguna deferencia con el fotoperiodista que junto a su reportero ha pasado varios meses secuestrado. Imagino que sí.

 

Repensar un futuro mayoritariamente freelance

Pero mientras la tendencia a la externalización de los contenidos es cada vez más frecuente e infrenable en el sector, me planteo si no deberíamos repensar un futuro con más periodistas externalizados que dentro de los medios.

¿No sería necesario el compromiso de las asociaciones profesionales y las empresas periodísticas que se benefician del trabajo de los freelance para crear estructuras que permitan proteger y apoyar en situaciones como la de Ricardo? ¿Cuántos más secuestros o agresiones contra periodistas deberán suceder para que los medios y agencias que contratan sus servicios no miren hacia otro lado cuando esto ocurra?

Ser freelance tiene cosas buenas, muy buenas. Pero también las tiene malas, terribles. ¿De verdad no se puede hacer nada?

¿El mercado es lo único que manda?

Me gustaría pensar que no.

Porcentual.es, el gráfico nuestro de cada día

Porcentual_es.jpg

Porcentual.es es una empresa dedicada a proveer gráficos sencillos a medios de comunicación. Sus creadores han desarrollado una herramienta que permite que cualquier periodista, por muy torpe que sea, pueda tener en cuestión de segundos un gráfico informativo con el que completar su información.

La historia de Porcentual.es comienza con la idea de un periodista, Manuel Benito, curtido en una de las mejores escuelas de periodismo que hay: la del periodismo local y el de agencias. Según me cuenta en una conversación telefónica que mantuvimos hace unos días, no hay nada más estimulante para aprender a encontrar información de debajo las piedras como trabajar en un medio local.

Porcentual_es.jpg

El nicho era claro: proveer gráficos sencillos e informativos a medios online medianos y pequeños. El valor de Porcentual está en haber creado una herramienta realmente muy fácil de usar para los periodistas (me asegura que más sencilla de Google Charts), tribu como sabemos tradicionalmente reticente a utilizar cualquier cosilla que les haga perder más de 5 segundos y alguna que otra neurona.

La necesidad: huyendo de la foto de los jubilados jugando a la petanca

No está mal pensado. Con frecuencia los medios resuelven visualmente sus informaciones económicas con fotos del Banco de España (bajan los tipos de interés), con personas -ocultando su rostro cual fugitivos- haciendo cola en el INEM (sube el paro) o jubilados disfrutando de un soleado día echando una partidilla a la petanca (se congelan las pensiones). Es un clásico de la imagen florero: no aporta nada pero decora la página. Y los medios online, con muchísimos menos recursos que sus hermanos impresos, o bien carecen de un infografista o bien sus diseñadores son reservados para mejores hazañas que para un simple gráfico del paro.

Esto coincide además con que en los últimos años hemos visto cómo las noticias económicas toman una nueva dimensión en la agenda informativa de los medios. No en vano las secciones en las que se divide Porcentual tiene una clara orientación a la actualidad:  Economía, Empleo, vivienda, servicios… temas que generan datos continuamente y que con un poco de destreza y curiosidad, es posible sacar de los números, temas.

 

manuel_benito

Mejor fácil y sencillo que bonito y complicado

Prefiero sacrificar que algo sea bonito a que sea complicado. Quiero que la herramienta sea sencilla y muy rápida” me dice Benito. Porque además “cuanto más sencillo, más fácil será de vender a los medios“. Esa es buena. Nos apuntamos esa idea en la libreta para emprendedores…

Manuel Benito ha sido un autodidacta. Leyendo mucho en Internet y trasteando con lo que se pusiera por delante aprendió a trabajar con “los datos”, eso de lo que tanto se habla y tan poco se practica en los medios… Pero lo que el reivindica no son complicadas visualizaciones con herramientas consideradas “sencillas” para los iniciados. Al contrario, sabe que el reto está en el gráfico de todos los días: que pueda hacerlo cualquier periodista sin ser ningún gurú del periodismo de datos.

“No se aprovecha ni en 5% de la información que hay disponible online“. “Si tienes tiempo y ganas, si rastreas un poco, puedes encontrar muchas cosas intersantes para elaborar temas propios”. A veces el problema no es el tiempo -que también- sino las ganas. “Hay que alejarse del copy-paste, si el periodismo está en crisis es por el tipo de contenidos que hacemos”.

De portal de información estadística a proveedor de gráficos para medios

Hablemos ahora de modelo de negocio. Por un lado, los gráficos que ellos generan diariamente en base a datos públicos y pegados a la actualidad, pueden ser insertados en cualquier medio online o blog. La única condición ha sido que se respetara el pequeño link a Porcentual que hay en cada gráfico. De esta manera reciben mucho tráfico de los medios que utilizan sus enlaces.

Por otro, un servicio premium de pago permite a medios e instituciones a las que tienen como clientes, utilizar su herramienta para crear sus propios gráficos.

porcentual.es evolución.jpg

Porcentual se estrenó en septiembre de 2012 con una versión Beta y desde enero de 2013 funciona ya con todas las funcionalidades. Hoy ya sirve sus gráficos a más de 20 200 medios online e instituciones y 20 son los que pagan por utilizar su herramienta de gráficos.

Ahora mismo se encuentran inmersos en un cambio de modelo, por lo que los clientes podrán modificar el código de los gráficos que generan en Porcentual e incluir publicidad en los mismos. También empezarán a cobrar no por acceso a la herramienta como hasta ahora sino por el número de visualizaciones que tienen los gráficos. Eso permitirá precios más ajustados al tamaño de cada medio.

En Porcentual trabaja él como periodista a tiempo completo y dos informáticos que han desarrollado la herramienta y que colaboran puntualmente para la implementación de mejoras.

¿Planes de futuro? Manuel Benito me cuenta que por ahora quieren mejorar implementar la nueva herramienta, pero tiene bastante claro que el producto nunca está cerrado y que hay que ir mejorándolo al paso de la tecnología y las necesidades de sus clientes.  Por otro lado se plantean desarrollar más temas propios y fomentar su propia web como medio de comunicación para el lector final.

Si os registráis, un email os informará diariamente de los gráficos del día. Manuel Benito me dice que tarda más en hacer el emailing que en montar el gráfico de los datos del paro…

 

El periodismo digital no existe

El periodismo digital no existe. Todo es periodismo, sin etiquetas y por tanto todo el periodismo que se haga tiene que tener los mismos estándares de calidad para todos los soportes. Eso es lo que trataba de explicarles a Mireia Rom y Pau Rodríguez, estudiantes de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona en esta estupenda entrevista en la que bien supieron tirarme de la lengua: “El periodisme digital no existeix”

Operación Palace, ¿un falso Salvados?

Operación Palace - "Tejero aceptó inmediatamente participar en la operación del 23F" - YouTube 2014-02-24 00-55-27

Hace un rato que ha acabado Operación Palace ese falso documental que ha promocionado Jordi Evole y Salvados de LaSexta. Hay ahora mismo una encendida discusión en Twitter sobre la oportunidad o no de este falso documental han producido en Salvados.

Yo lo he vivido así. Hasta hoy no me había enterado de su emisión. Sí, raro, pero es así. He cambiado a las 21.30 a LaSexta para ver el Salvados de turno. Solo con el inicio y la voz en Off del reportaje me he percatado que no debía ser Salvados… pero al entrar en twitter he visto a Jordi Évole promocionándolo como si de un Salvados se tratatase. Así que he empezado a verlo -tableta en mano- y claro, he alucionado bastante… La historia partía de la publicación de unos documentos por parte del gobierno alemán (creo que también dijeron que del EEUU) sobre que el Rey había mostrado su “comprensión” hacia los golpistas del 23F.

Bien. Hice una búsqueda en Google y sí, había sido publicadas varias referencias a Die Spiegel en 2012, pero no me he entretenido a buscar la fuente alemana, iba pillando datos al vuelo. Luego salían todos esos señores políticos de la transición… pero cuando han explicado lo de la búsqueda de un director de Cine (¿Flotats? No, por dios, un catalán nooooo!!!) para producir el falso golpe de estado… en fin…. aquello ya sonaba a monarquía bananera… ¡y Garci en un búnker!  “Demasiado bueno para ser verdad”…. y ya cuando ha salido el policia hablando en inglés… ese elemento que hace que todo sea mucho más creíble si lo dice un tio hablando en inglés…

Bueno… ya era como muy evidente… y en Twitter había de todo, gente flipando, gente rajando, gente sumándose a la fiesta. Al final se ha desvelado el misterio: era Welselada en toda regla.

Romper el pacto con el espectador

En cuanto ha acabado el programa me he hecho a mi misma esta pregunta: ¿Es lícito romper el pacto con el espectador de “Salvados” que espera “realidad” para ofrecerle “ficción” con envoltorio de “realidad”? Y he compartido mi duda en Twitter.

Algunos me han argumentado que no era un “Salvados” y que así se había promocionado. Bien. Yo no me había enterado durante la semana, pero esta noche cambié de canal a las 21.30 para ver Salvados como cada domingo. Y allí me encontré ese programa. Entré en twitter y allí estaba Évole promocionando su programa como es habitual.

Claro que La Sexta puede hacer las Welesadas que desee, a nadie le niego que no puedan hacer un falso documental sobre lo que les dé la gana, pero el hecho que intentaran dejar claro de no mezclarlo con la marca “Salvados” da pistas de que sabían que estaban jugando con algo sensible.

En la carrera me decían algo así como que se pueden hacer muchos experimentos de formatos y géneros en el periodismo siempre que se respete algo sagrado: el pacto con el lector. El lector tiene que saber siempre que lo que está leyendo es una pieza de “periodismo” o “ficción” (ya sabemos que no siempre el periodismo… ¡ay!,pero no quiero irme del tema).

Así pues tienes a una audiencia que esperaba un programa de realidad en su horario habitual. Pensemos en la gente que ha cambiado de canal o se han ido a dormir. Pues no han pillado el tema.

No critico que hayan hecho un falso documental de este tema, sino que me plantea mis dudas que lo hayan hecho en el horario y con “apariencia” de Salvados (mismo horario, presentador animando como de costrumbre en redes, etc).

Si se hubiera hecho en otro horario y otro día, desprovisto de las “estructuras” por así decirlo, que caracterizan a el programa Salvados dedicado a reportajes periodísticos de actualidad, no se hubiese roto tal pacto con el espectador y por tanto el espectador no hubiera tenido esa predisposición a creer todo lo que “Salvados” expone y personificado -para bien y para mal- en la cara de su presentador, Jordi Évole.

Comentando por Whatsapp con unos amigos que no son periodistas, no entendían la gracia del tema y se han sentido engañados.

 

La televisión como espectáculo

Vale, todos tenemos en la cabeza “La guerra de los mundos” del genial Orson Welles. Pero han venido más detrás, son las llamadas ficciones televisivas o mockcumentaries. Este es un artículo muy interesante en tv3 (Les ficcions informatives: un experiment social o una irresponsabilitat periodística) (llegué vía @ramon_redo) dónde se repasan algunas de las iniciativas más sonadas. La más reciente que recuerdo es la de la falsa independencia de Flandes: en directo, por el canal francófono Valón representaban la independencia en directo de Flandes.

Me planteaba si hoy, con Internet y las redes sociales es aún posible retransmitir en directo algo por los medios sin que la gente sospeche que no es verdad. Está claro que a la inversa es posible hacerlo: ficciones con apariencia de realidad que empiezan en las redes (y a veces hasta llegan a los medios, para sonrojo de todos) ¿Recuerdan el lio de #Prayforportugal?

Innovación o espectáculo

operacionpalace_evole_twitter_

Pero el Salvados de verdad vino después de #OperaciónPalace. Después de la emisión ha aparecido Jordi Évole debatiendo en una mesa sobre el 23F la constitución y otros temas de actualidad en el formato habitual.

Leo en su twitter que ha justificado la emisión de la siguiente forma:

 “Y hemos creado expectación porque es un programa en el que hemos creído y seguimos creyendo. Y que abre nuevos caminos de futuro.

En la promoción fuimos ambiguos: “¿Puede una mentira explicar una verdad?”. Y sí, queríamos crear expectación, que es nuestra obligación.

Si #OperacionPalace ha servido para que reflexionemos un poquito sobre como filtrar la cantidad de información que recibimos bienvenido sea.”

Uno, ¿Caminos de futuro? No lo dudo, pero ¿se refiere al periodismo o a la ficción? Porque son dos cosas distintas. Dos, la ambigüedad, expectación como obligación, vale, estamos en la tele, no lo olvidemos porque ellos no lo olvidan.  Y tres, quieren que reflexionemos, pues es lo que estamos haciendo…

San Évole, San Salvados

Jordi Évole, nombrado uno de los periodistas del año por la FAPAE, justifica su programa en este video y cierra con un “Seguramente otras veces les han mentido y nadie se la ha dicho“. Lo siento, pero ahí sí que no le compro el argumento.
A mi hay cosas de Salvados que me gustan. Y también hay cosas que no tanto. Me gustan que toquen temas que nadie más toca y que son de agenda propia. No me gusta cierta tendencia a entrevistar a gente que “da bien en la tele” ya sea porque tienen muchos seguidores o porque por oposición la van a liar parda en las redes… Como pasa en la prensa, hay gente que entra en el programa y gente que se queda fuera. El medio acaba influyendo en los contenidos entre otras cosas.

Ni son los guardianes del periodismo comprometido ni son una trabajadores de un circo llamado la tele. Pero como todos los demás medios tienen sus limitaciones. Y la presión por la audiencia en la tele es como una espada de Damocles apuntando permanentemente a tu pescuezo.

Ni ángeles ni demonios. Pero creo que también es sano plantearse las cosas que no hayan podido hacer bien.

En fin, esta es mi duda abierta, aquí mis argumentos y sigo dándole vueltas al tema…

 

Verificar información: Back to the basics!

Verification Handbook

Ya está online el Verification Handbook, un actualizado manual sobre técnicas de verificación de informaciones y elementos multimedia dirigido a los periodistas y editado por Craig Silverman (otro friki de cuidado con permiso de la que esto escribe).

Me he tomado mi tiempo para leerlo y solo os digo una cosa: back to the basics. Verificar información en Internet no parte de ninguna técnica revolucionaria sino que bebe de las fuentes más esenciales del periodismo.

El problema, me da la sensación, es que precisamente hemos olvidado todas aquellas reglas y mecanismos de actuación par el trabajo con informaciones: “Comprobar” no está de moda.

  • Los básicos: Cuestionarnos todo lo que vemos y oímos, verificar las fuentes de origen y hablar siempre con fuentes primarias y testigos oculares.

Visto lo visto, ser escéptico es un seguro de vida en el periodismo. Ayer  mismo veíamos el caso del niño que cruzó supuestamente el desierto solo, o la semana pasada, cuando aquel paparazzo francés se inventó que la historia del romance de Obama con Benyoncé.

También me doy cuenta de que el material que publiqué sobre verificación en mi libro Internet para periodistas en 2012, sigue siendo un material útil, precisamente por eso (sí, no tengo abuela…).

Conclusión: sí, os lo recomiendo. Es un manual muy completo que nos recuerda hasta qué punto las normas básicas del periodismo más tradicional encuentran acomodo en la era de Internet. Todo se integra: acciones online y offline para hacer periodismo. Y los periodistas, siguen siendo actores que deben tratar de dar sentido a la avalancha de fuentes.

  • La verificación es hoy aún más crucial: una mezcla de conocimiento, experiencia, olfato, documentación y herramientas.

Paso a destacar algunos capítulos e ideas del libro:

Verificar es volver a las rutinas clásicas

verificar_libro

Si tu madre dice que te quiere, no te lo creas. Habla con amigos y familia, busca pruebas y confirmaciones, dice Butry en el capítulo 2. Para él, la pregunta claves es: ¿cómo sabe tu fuente eso? pero no solo para preguntar a tu fuente, sino que tu jefe debería preguntártelo a ti. Incluso hacerlo en 3ª persona a una fuente desconocida: ¿cómo saben eso?

El peligro hoy es repetir como loros las informaciones de fuentes -oficiales (ay!) o no- sin molestarnos en cuestionarlas y verificarlas. Hoy nos escudamos en el “fulanito dijo” y nos quedamos tan anchos.

Las redes sociales son como el canal de radio policial

Me gusta mucho cómo explica Anthony De Rosa, ex social media editor de Reuters, la relación de un periodista con las redes. “Recordad que la información de las redes sociales tiene que ser tratada como cualquiera otra información: con un tremendo escepticismo“.

Para De Rosa, la información que encuentra en redes es como oír por un walkie talkie el canal de radio de policia (yo lo he visto utilizar en un diario hace años, no sé si aún se hace… ;)). Toma mucha información pero la utiliza para dirigir su investigación de la manera más tradicional: descuelga el teléfono, envía emails e intenta contactar fuentes primarias.

Especialmente interesante el caso que explica sobre su uso de Tweedeck para monitorizar, pero también para verificar, una herramienta que utilizan a diario periodistas de las principales redacciones del mundo. Básico sacar partido de las listas y todos los filtros para afinar búsquedas de testigos oculares (en sus opciones ganó la batalla a hootsuite).

Verificar 360º: Crossmedia y online/offline

Pero para verificar, De Rosa insiste: la clave es cruzar fuentes y plataformas, pasar de online al offline, todo suma para crear un cuerpo de evidencias.

En el capitulo dedicado a los contenidos generados por usuarios, (y que vale la pena leer) siguen el siguiente esquema:

1. Procedencia: ¿es la pieza original?

2. Fuente de la información

3. Fecha de subida del contenido

4. Localización

Verificar imágenes y videos

Supuesto niño solo cruza el desierto

Las rutinas para verificar  imágenes y videos siguen buena parte del esquema tradicional que acabamos de ver. Pero precisamente estas piezas suelen llevar a error con más frecuencia a los periodistas. Son otros dos capítulos esenciales del libro que recomiendo leer.

Como decía, hay que ser MUY ESCÉPTICO ante las historias que nos “presentan” las imágenes. Existen ya muchas herramientas para verificar imágenes. Sin embargo, como me comentaba un reputado fotógrafo, los maestros del Photoshop pueden incluso borrar los metadatos de la pieza. Estamos en ello.

Cuidado también con el del Video, el tema de las horas de subida en Youtube y de localización de los videos originales merecen también atención.

Todos los casos prácticos os serán muy útiles para haceros a la idea de cómo hay que combinar todos los recursos que tenemos al alcance: preguntas que hacerse, comprobaciones, uso de redes y  herramientas.

Herramientas

Finalmente, hay una lista de herramientas que se supone que es lo más jugoso. Pero hay un problema: son muchas y el comentario que las acompaña, las describe pero no valora. Odio las listas muy largas de herramientas porque al final no te comentan cuál es mejor o más útil, y porque son demasiadas como para que la gente se dedique a  explorarlas todas. Al final la divulgación es más ineficaz.

Algunas seguro que las conocéis, pero determinar cuáles son útiles, te llevará un rato. Por ejemplo, algunas que sirven para verificar identidades, sirven para EEUU, para Europa, no tanto.

LEMMETWEETTHATFORYOU Papa

Fuera de esta lista, pero sí en el documento, se cita Lemmetweetthatforyou.com, una tan peligrosa como divertida herramienta que todo periodista debería conocer: produce tweets ficticios de cualquier usuario. Como esta del Papa llamando pelotudos al personal… ;)

Innovación tecnológica y futuro de la verificación

Aunque quede un poco aparte, es muy interesante el capítulo dedicado a cómo algunos proyectos intentan automatizar ciertos procesos de verificación. Se citan varios proyectos donde se combinan los algoritmos con el trabajo humano.

Hay que seguir de cerca nuevas herramientas que permiten la colaboración de los usuarios en muchos procesos de verificación, el llamado Crowdsourcing. Plataformas genéricas como Crowdcrafting que los medios podrían utilizar, pero también proyectos específicos ya en marcha en el ámbito árabe como es checkdesk.org.

Periodismo y crowdfunding, la historia de éxito de Mediacat

Verkami: Anuari Mèdia.cat: Els silencis mediàtics de 2013 2014-02-01 17-56-33

El Anuario de los temas más silenciados por los medios que publica el colectivo de periodistas catalanes Ramon Barnils, está a punto de conseguir en 12 días los 8.000 euros que necesitan para editar el anuario. Una vez más, a través del Crowdfunding en Verkami.

Es el cuarto año que se publica el Anuari y el tercero que se utiliza el crowdfunding para financiarlo. Esta ha sido su evolución:

  • 1er año: pidieron 3.200 y recolectaron 5.500 (en 24h se consiguió el objetivo)
  • 2º año: pidieron 7.000 y recolectaron 9.500 euros (en una semana alcanzaron los 7.000)
  • 3er año: ahora han pedido 8.000, y los están ya rozando en 12 días.

 

Esto les permite atesorar cierta experiencia sobre cómo plantear cada campaña. En una conversación telefónica Roger Palà -uno de los coordinadores del Anuari junto a Sergi Picazo- me cuenta que se requiere mucha planificación para preparar la campaña. Meses antes se planea la campaña, el calendario de publicación de contenidos relacionados, las diferentes acciones de comunicación tanto online como offline…Hay una persona dedicada a coordinar la propia campaña del crowdfunding. Nada se improvisa. El eslogan de este año es Omplim els buits.

 

Le pregunto qué han aprendido en estos años. Me dice Roger Palà que hay que ser realista al plantear un proyecto: sobre tus capacidades de comunicación, la gente que te apoya y sobre el propio proyecto.

Crowdfunding y periodismo, está claro que son dos cosas que a muchas personas les interesa”. Cree que cada vez se está consolidando el crowdfunding como sistema de financiación de proyectos periodísticos: libros, documentales… pero que lo más importante siguen siendo las ideas, “que tengas una comunidad detrás interesada, hay que apoyarse en ellos y crear complicidades”.

El Anuari son mucho más que 15 temas. Después de publicarse en papel y online, el documento da juego para organizar presentaciones en diferentes sitios de Catalunya, divulgar el contenido a nuevos públicos y servir de excusa para reflexionar sobre la importancia de un periodismo independiente.

Periodismo 2013: una radiografía del sector en 6 rostros

Protagonistas periodismo 2013

“De repente, todo el mundo tiene mucha más libertad” es como resume Periodismo postindustrial -documento imprescindible de Emily Bell y Clay Shirky-, los cambios tan brutales que el ecosistema de noticias está sufriendo y cómo estos cambios exigen también “nuevas formas de organización”.

Mientras hacía un repaso estos días a lo que había dado de si mi actividad blogueril, recordé algunas entrevistas a gente del sector. Cuando hice la lista me di cuenta que de alguna manera vienen a representar todos estos cambios que se están dando en la industria periodística: nuevas organizaciones, periodistas freelance, periodistas que crean nuevas estructuras en sus manos, auge de los nichos, innovación…

No son todos los que están en esta lista, pero me parece que una buena radiografía sobre cómo está cambiando la profesión, una representación más cercana de ese Periodismo Postindustrial:

Cooperativas y nuevas asociaciones

1- Entrevista a Pere Rusiñol, cofundador de la revista Alternativas económicas:

AE es una cooperativa de 6 periodistas más una veintena de socios colaboradores. Encarnan lo que el propio Pere Rusiñol -también impulsor de Mongolia- me decía “necesitamos nuevas estructuras para seguir haciendo periodismo”. Y las crean.

2. Entrevisté a José Bejarano y Toni Pino, de la innovadora asociación SBP-CA(Sebuscanperiodistas-Comunicadores asociados). Inspirados en una cooperativa belga, SBP-CA es una cooperativa de impulso empresarial que permite a cualquier periodista autónomo facturar y cotizar solo por el tiempo real trabajado y flexibilizar la retención que se le aplica. También quieren ser un vivero para nuevos proyectos.

 

El periodista freelance, solo o acompañado

3. Entrevista a Joan Salicrú y Eloi Aymerich, confundadores del espacio El Públic en Mataró,  (Centro cultural, bar y redacción periodística), junto a otro socio, comparten la redacción con el impulso del centro cultural. Han creado su sistema: son una productora (Clack) que actúa como cooperativa pero siguen siendo autónomos. Están a caballo entre periodistas freelance y las nuevas formas de asociación.

4. Entrevista a Xavier Aldekoa, corresponsal freenlance en África. Casi no quedan corresponsales como los de antes. Otra especie en peligro de extinción. Pero Aldekoa no se queja. Es corresponsal para La Vanguardia y la cadena TeleSur, entre otros medios. El periodista tiene que ser hoy mucho más proactivo a la hora de buscar temas y crear sus propios proyectos. Así fue el camino que le llevó a lo que siempre había deseado: África.

 

El futuro está en el nicho

5. Entrevista a Núria Coll, periodista freelance (trabaja para tele y radio) creó hace un par de años Etselquemenges, y ahora su versión en castellano, Soycomocomo, dos webs de nicho sobre alimentación saludable fiel a sus principios. El proyecto, basado en contenidos de calidad y huyendo de refritos, se consolida e innova en su diversificación en las fuentes de ingresos.

6. Entrevista a Gustavo Bravo, del hiperlocal digital madrileño, Zona Retiro. Siguiendo la estela de otros hiperlocales madrileños, Gustavo creó este hiperlocal y también diversificó sus fuentes de ingresos más allá de la publicidad local.

 

7 años de blog

blog_keepgoing

Hoy este blog cumple 7 años. La verdad es que aún no me explico cómo es posible que siga publicando el blog después de 7 años ¿Cómo es posible que no me haya cansado?

La foto es de una escalera de emergencias de un hotel de Lima. Participé en mi primer -y hasta ahora único- “simulacro nacional de emergencias 2013” (una cosa bastante curiosa…). Y eso es lo que permitió hacer esta foto: sino, a santo de qué iba yo a bajar 15 pisos a pie en una torre que tiene 20 y 4 ascensores…

Hacer un blog, de alguna manera, también me lleva a sitios y personas que nunca hubiera imaginado…

Y esto es a lo que más gente llegó a este blog en 2o13.

1. La entrevista a Núria Coll de Etselquemenges.cat y Soycomocomo.es. ["Si aciertas en un nicho sin competencia, los anunciantes vendrán a buscarte"]

Pero el mérito no es mio, sino más bien de la increíble comunidad que Núria y los suyos han conseguido construir alrededor de una web de nicho. Bastó que me enlazaran en la página de Facebook de Etselquemenges para que me fundieran el servidor. Un proyecto muy interesante y reales perspectivas de consolidación. El mérito es de la mano de hierro de Núria Coll. La primera regla para que algo chute es creerte que tu proyecto va en serio. Y currar. Mucho.

2. Nichos de ocupación para periodistas:8 salidas profesionales para periodistas:

El documento elaborado por un grupo de investigadores por encargo del Col·legi de Periodistes sobre nichos de ocupación para periodistas ha tenido un notable éxito. Es un documento muy interesante sobretodo porque pone en valor las habilidades que tenemos los periodistas -siempre he defendido que no valoramos lo que sabemos hacer- y busca espacios de trabajo no periodísticos. Después Google hizo el resto: la gente está buscando soluciones y lo primero que hace es preguntárselo al oráculo Google.  Para ellos, este otro post también es muy útil y revelador: Perfiles profesionales más demandados para un futuro digital

3.  Un listado de herramientas de twitter: Aplicaciones de Twitter, una guía para periodistas

Para mi sorpresa, este post de 2012 sigue teniendo muchas visitas. Y es que con la montaña de aplicaciones que hay alrededor de twitter, un poco de orden y clasificación dirigida a usos periodísticos, se agradece. Y hay que tenerla a mano siempre, que al final todas tienen nombres parecidos… un lío. Mi propósito para 2014, actualizarla y ampliarla.

4. Sencillo y útil para utilizar ya mismo:5 herramientas visuales sencillas para utilizar en las redacciones

Si es fácil, cualquiera en la redacción o tú en tu blog puedes utilizarlas para crear infografías o imágenes más dinámicas. Sin grandes complicaciones.

5.  Aprende a monitorizar como un profesional:8 rutinas de monitorización para cualquier periodista

Uno puede aprender millones de cosas en la vida, pero aquellas verdaderamente útiles son las que adopta como rutinas. Si todos abrimos por la mañana el email, ¿no deberíamos comprobar si alguien nos ha citado? Si leo todo lo que se publica de mi área, ¿no lo haré una cómoda aplicación?. El enfoque es muy práctico, de cosas muy básicas pero muy útiles con un enfoque periodístico.

 

Gracias a los de siempre. Bienvenidos a los nuevos. Aquí seguimos.

  •  Nota para habituales:

Si alguna link antiguo os da error, probar de quitar la fecha de la URL, de forma que solo esté la url: silviacobo.com/nombre-del-post.

 

Marius Carol, nuevo director de La Vanguardia

lavanguardia_carol_antichLa Vanguardia acaba de anunciar oficialmente que Màrius Carol será el nuevo director del diario, en sustitución de José Antich, en el cargo desde el año 2000. Con un escueto texto en portada -sin ampliación en el interior- y foto del editor Javier Godó, se emplaza el relevo oficial al próximo 17 de diciembre.

Màrius Carol hasta ahora había sido director de Comunicación del grupo Godó y tertuliano de aire aristocrático en los medios de la casa, tanto 8tv como en Rac1.

Como soy aún una pipiolilla en el periodismo, hay un montón de historias que se me escapan. Es por eso que leer cosas como Papel mojado (Debate), me han ayudado a conocer historias -y flipar bastante también- del pasado que no desconocía.

El libro, que nace a partir de los reportajes ya publicados en Mongolia y firmados por Pere Rusiñol, dedica a cada uno de los grandes diarios un capítulo en los cuáles se desgrana con minuciosidad y sin piedad alguna, cómo han llegado a la situación económica actual tan delicada diarios como El País y Público, -diarios que Rusiñol conoce bien- así como La Vanguardia y el diario El Mundo, sin ahorrarnos nombres y miserias de unos y otros.

Es en este libro donde leí hace un meses que Màrius Carol ya fue “candidato” a la dirección de La Vanguardia allá por el año 2000, pero según el libro, fue la intercesión del propio Aznar y Pujol después el que propició finalmente la elección de José Antich.

En el libro hay mucha información jugosa con un toque “cuore” de envidias, negocios y mucho roce de periodistas con políticos (¡ay! ¡Cómo expiaremos nuestros pecados!) de todos los medios, pero quizá el párrafo más escandaloso en ese capítulo dedicado a Godó es el que afirma que Antich recibía sobres del PP cuando éste trabajaba en El País, además de otras miserias personales.

Son muchas las voces que vinculan el cambio en el diario al momento político que vive Catalunya y el supuesto giro soberanista de LaVanguardia (y mira que ya es decir…), que se supone que Carol sabrá frenar.

Y en Papel Mojado, presentado a principios de verano, ya se podía leer:

papelmojado“Godó, que en el pulso entre Rajoy y Mas atravesó un momento delicado porque muchos de sus amigos y el mismo Rey le retiraron la palabra, trataba de recomponer los cristales rotos, lo que llegó a dejar en la cuerda floja al periodista más poderoso de Cataluña, con candidatos prestos a reconducir la situación tan bien apadrinados como, de nuevo, Màrius Carol.

 

El día en que a ElMundo.es le robaron su carro

El encargado de SEO de Unidad Editorial, Pedro Martínez contaba ayer la anécdota sobre la muerte de Manolo Escobar. Mientras las palabras claves que traían visitas eran las que hacían referencia a “muere Manolo Escobar“, el periodista de El Mundo decidió como homenaje al cantante titular: “España se queda sin Manolo“. Y como decía ayer el apesadumbrado Seo de El Mundo: “y quién se quedó sin visitas fui yo…”.

Con ese titular Elmundo.es no pudo posicionar la suya entre las primeras noticias en Google. Tuvo que convencerle que era importante añadir “Escobar” al titular, porque Manolos, hay muchos…

Esta anécdota que nos contó ayer Pedro Martínez en el Clinic Seo, viene a explicar muy bien el choque de culturas que se dan en las redacciones online de medios de medio mundo.


El Papa, el Espíritu Santo y el maldito SEO sorpresa

Pero como no hay problemas del lenguaje que no pueda solucionar un buen SEO, el mismo Pedro nos mostró la habilidad de la gente de LaVanguardia para superar el misterioso deseo del Espíritu Santo para elegir a un nuevo pontífice. ¿Cómo estar preparado para posicionar un nombre entre decenas de posibles?

Pues francamente, aún no ha habido chivatazo divino. Pero lo que hicieron es ver qué palabras se posicionaron mejor en la elección de Benedicto XVI con los datos de Google Trends.

Si bien Elmundo.es tenía preparado perfiles de 18 candidatos, como buena ley de Murphy que se precie, debía salir un argentino que no salía en ninguna quiniela.

Veamos otro choque de culturas: mientras la gente buscaba en Redes sociales la expresión “el Papa dimite, los periodistas no podían utilizar esta expresión, porque siendo rigurosos, un pontífice “renuncia” pero ni dimite ni “abdica”. Otro problema de posicionamiento de palabras claves…

He aquí que los amigos de Lavanguardia fueron listos y encontraron el titular perfecto: “El Papa renuncia, ni dimite ni abdica” (la foto me ha salido borrosilla…)

Ya ven que ser un SEO en un medio de comunciación es una cosa muy dura. Sobre todo cuando Google oculta las palabras de búsquedas con el consabido “Not provided” (oculta las búsquedas que  hace un usuario cuando está loggeado en Google) hasta llegar al 80% de las búsquedas. Es su caso, nos explicó, haciendo francamente heroica la tarea de entender qué está buscando la gente en tu web. “Nos han dejado bastante ciegos” se lamentaba Martínez.

Pedro Martínez hizo bastantes comentarios sobre el SEO en medios, sobre cómo funciona el posicionamiento de noticias en Google y Google News, el volumen exacto de palabras por noticia que Google tiene en cuenta o rechaza, en cómo Google organiza los bloques de noticias según el volumen de noticias o la frescura de la noticia, o en cómo la pirámide invertida sigue siendo una redacción válida para la web. El Seo de Unidad Editorial nos contó que el ciclo de interés de una noticia normal suele ser corto, entre las 24 h y las 48 h, como podéis ver en el gráfico.  Y sin embargo, “en el CMS de El Mundo ni existe el botón de borrar”.


 Las web de medios en tiempo real

A Oriol Farré, actual analista de Atrápalo, pero que trabajó en su día con medios deportivos, aportó la visión del tiempo real. Oriol destacó tres aplicaciones para el análisis de las visitas en tiempo real: Entender el tempo de una noticia, gestionar el contenido de portada, optimizar la estrategia en Redes sociales. Puso un ejemplo sobre un partido de fútbol, en el que la audiencia consumía contenidos una hora antes del partido, desaparecía cuando se iniciaba, volvía en la media parte, y finalmente esperaba encontrar enseguida contenido fresco al acabar el mismo.

En cuanto a la portada, destacó herramientas como Chartbeat o Visual revenue  (ambas de pago) que ayudan a analizar la audiencia de los contenidos de portada con el objetivo de optimizarlos al máximo, ya sea moviéndolos o cambiando titulares por ejemplo. Aviso que estas herramientas pueden escandalizar a más de un editor.


El “dónde está mi queso?” de los medios

panel Comscore

Finalmente Ferriol Egea, analista del grupo Godó hizo un recorrido sobre la historia de los medios tradicionales, que ya aquí todos sabéis de memoria. De nadar en la abundancia al camino de la indigencia, el negocio se fue por la puerta de atrás.

Ferriol introdujo a la audiencia en Comscore, el sistema híbrido censal y panel de medición oficial de los medios en Internet. Explicó cómo se está produciendo un cambio de modelo: del modelo basado en tráfico los anunciantes empiezan a pedir algo más que usuarios únicos: quieren segmentación.

Según Egea, los datos sociodemográficos que puedan ofrecer los medios a los anunciantes son en realidad la madre del cordero.

Explicó por ejemplo, que el muro de pago que yo llamo poroso (metered) que ha implementado Elmundo no es tanto para forrarse sino para conocer mucho mejor a ese 30% de la audiencia llamada heavy users. “Si tienes perfilada a un 30% de tu audiencia, se lo pones mucho más fácil a tu comercial…” dijo Egea.

Ferriol Egea defendió que aunque es relativamente fácil conseguir picos importantes de tráfico, una buena estrategia de un medio tiene que estar en fidelizar precisamente a esos usuarios intensivos. Y para eso solo hay un camino: hacer bien las cosas para ser un medio de referencia.

El analista de Godó puso como modelo de adaptación al medio digital a Marca.com, que diferencia muy bien el producto papel del producto web. Incluso justificó que gracias a esta estrategia, Marca.com es el deportivo online líder en Catalunya.

Finalmente, Ferriol recordó que por mucho que un SEO haga maravillas, para conseguir ser un medio de referencia se consigue con el esfuerzo de todos: periodistas, analistas, seos… etc

¿Y dónde se han metido los periodistas?

Soy una radical: vengo de un evento de Seo y escribo este titular tan poco Seo… ¿Es que no me da vergüenza? Cuando empecé este blog yo era una friki periodista que iba a este tipo de eventos frikis de cosas de internet. Casi ocho años después… sigo siendo una periodista friki que va a eventos frikis donde apenas vamos 4 frikis más periodistas. Bajo el título Analítica y Seo en Medios de comunicación, el evento regular SEO Clínic, con un aforo de 200 personas, a duras penas éramos un par de periodistas…

Ya estoy acostumbrada pero ¿cambiará algún día la cosa? Parece que aún no hemos entendido que comprender al máximo los nuevos medios y plataformas es la única puerta hacia la/s solución/es (siempre he preferido el plural, no creo en varitas mágicas…) para la sostenibilidad del periodismo.

 

Núria Coll: “Si aciertas con un nicho sin competencia, los anunciantes vendrán a buscarte”

Hace unos días quedé con Núria Coll, periodista y directora de Ets el que menges (“Eres lo que comes”), el portal informativo catalán sobre alimentación sana de referencia. Nacido hace más de tres años el proyecto ha ido ganando solidez, ha creado una comunidad y está innovando en cuanto al modelo de negocio. Hoy el medio es una orquesta de más de 30 miembros que tocan a las órdenes de la batuta de Núria Coll. Y la melodía funciona.

Núria Coll es perodista freelance y solo con recitarme su horario laboral ya me entra una taquicardia. Sin embargo, mientras pedaleo de vuelta a casa, llego a la conclusión de que para sacar adelante cualquier proyecto, hay que ser tan terco y tenaz como lo es, de hecho, Núria.


Pasión y firmes convicciones

Ets el que menges

En mayo de 2010 Núria junto a otro periodista, Adam Martín, por un mero interés personal por la alimentación, deciden montar una pequeña web sobre un tema que les unía, Ets el que menges. Eran dos personas que les interesaba la nutrición sin dedicarse profesionalmente. Núria me cuenta que ni siquiera tiene conciencia de saber que creaba un medio: “Empezamos a contactar con gente que conocíamos y que les podía interesar escribir para nosotros”. Hicieron una pequeña inversión económica y desde el primer día siempre se pagó a los colaboradores.

La gente que lee este portal no lo hace solo porque les “interese” el tema, sino que suele ir acompañado de convicciones fuertes sobre formas de vida o por la búsqueda de alternativas de consumo. Es por ello que los claros criterios de la web, a qué o a quién apoya, qué entra y qué no entra, qué anunciantes acepta y cuáles no; genera en los lectores confianza, fidelidad y crea un fuerte sentimiento de comunidad.

Aunque Núria reconoce que encontraron este nicho informativo por casualidad, el hecho de haber sido los primeros  y de encontrarse con la coyuntura social y económica actual, ha sido la clave de su éxito. “Lo hemos vivido con la mayor de las ingenuidades, pero ahora nos damos cuenta de que si aciertas con un nicho en que no haya competencia… los anunciantes viene a ti. “En paralelo vivíamos una crisis en la que la gente se plantea un cambio de modelo, el de ir al productor, el auge de las coperativas…” en medio de toda esta tormenta, está Ets el que menges.

“Yo no entiendo de números, pero si me entraban 10 me gastaba 9 o 11, todo lo he reinvertido siempre en el proyecto”. Una treintena de personas trabajan hoy para Etselquemenges, entre redactores, diseñadores, informáticos o administración.

Cuando dice que se lo curran mucho, es porque Núria se lo curra mucho. Dos días  de la semana laboral los dedica a L’ETS. Los otros tres trabaja en la redacción del magazine de tarde de Tv3, Divendres. También lleva una sección semanal en un programa de Catalunya Ràdio. Pero se levanta a las 5.15 y hasta las 9 que se va a la tele, lo dedica también a la web. Solo desde este tercer año Núria tiene un sueldo de Ets el que menges.

“En seguida nos salió publicidad. Tuvimos la suerte de convertinos en una referencia, ya que no había otras webs en los que los productores pudieran anunciarse”. Hace solo 6 meses que tienen a un comercial. Aunque hasta ese momento la tarea comercial la ha llevado la propia Núria. Ella misma se dedicaba a visitar, llamar o escribir a las marcas. “Sin tener ni idea he tenido que hacer cursos y aprender muchas cosas”


Fotos profesionales y contenidos propios exclusivos

PauEsculies-EnsaladadeCrudosSi algo llama la atención de Ets el que menges es que ni el diseño ni las fotos que publican tienen un aspecto amateur. Desde el primer momento y gracias al impulso de la diseñadora, las fotografías utilizadas son siempre de alta calidad: o bien de bancos de imágenes o de fotógrafos especializados en gastronomía. De ahí que el aspecto, especialmente el de las recetas -estilismo incluído- sean de gran calidad y hagan del portal muy atractivo visualmente.

Durante la semana se van publicando 10 artículos nuevos. Aquí no hay lugar para las notas de agencia ni para el copy-paste. Los artículos son exclusivos realizados por los “trabajadores” -como los llama Núria- entre los que además de periodistas hay nutricionistas, cocineros o médicos.

La gestión que hace Núria es absolutamente profesional y exigente con sus trabajadores. Todos cobran por su trabajo. Sin embargo, Ets el que menges no tiene sede física ni parece que vaya a tenerla por el momento.


Modelo de negocio: diversificando fuentes de ingresos

Las fuentes de ingresos es algo que han ido inventando a medida que crecía y se desarrollaba el producto. Aunque su principal fuente de ingresos sigue siendo la publicidad banner, Ets el que menges, está buscando nuevas formas. ” Todo el mundo dice que el banner está muerto, y creo que es cierto, al final tienes que ofrecer algo más al anunciante. Nosotros lo que hacemos es llegar a acuerdos a medida con cada marca, ya sea a través de patrocinios o promociones”. También elaboran especiales de temáticas concretos que según Núria, funcionan muy bien.

El 80% de sus ingresos corresponen a la publicidad, el 15% viene de los socios y un 5% de los cursos y talleres que organizan.

Núria hace un año pensó que no podía ser que nadie pagara por los contenidos que tanto esfuerzo y dinero costaban. Crearon el club de l’Ets. Se planteó cerrar las recetas de cocina, ya que son su contenido más preciado de la web y ofrecerlas de manera exclusiva a los socios. Las antiguas quedaron en abierto y el resto de 10 artículos nuevos son abiertos.

Ahora mismo tienen 400 socios que pagan entre 60 euros al año o 33 cada 6 meses. Además de las recetas les ofrece descuentos, pero son más bien detalles en locales asociados que les hagan “sentir especiales”. Están en contra de los descuentos agresivos, “porque si las cosas se hacen bien en las tiendas y en los restaurantes ecológicos, los márgenes no son grandes, y no se trata de asfixiar a nadie como hacen las grandes marcas de descuentos en Internet”, me cuenta Nuria.

Otra de las ventajas para socios es la de poder hacer consultas en línia con especialistas. Finalmente, organizan cursos y talleres tanto de cocina como de vida saludable. Incluso puede verse en streaming algunas de las conferencias que organizan.

Núria reconoce que aún no ganan dinero, y que lo que ganan lo reinvierten. Aún así, el proyecto es ya sostenible.


Crece el proyecto: Soy como como

Después de tres años y de la experiencia acumulada, Ets el que menges se lanza al mercado en castellano con Soy como como.  Algunas secciones no se podrán estrenar de momento en la versión castellana, como por ejemplo la que entrevista a productores, pero otra gran parte del contenido es atemporal: recetas, información sobre alimentos o patologías, grupos de consumidores con necesidades concretas… etc Sin embargo, Núria reconoce que hay que dejar que Soy como como tenga su propio recorrido y desarrollo, pero la experiencia ahora ya la tienen.

De momento Núria se ha ido esta semana a Madrid a hacer contactos y a presentar Soy como como en Biocultura, la feria más importante del sector, y a repartir ella misma flyers para promocionar el nuevo portal.

Alguien ya le dijo que igual aquello no era muy serio: directora y repartidora de flyers. Pero a ella le da igual. Si hace falta, se hace. Así es Núria Coll y quizá por eso Ets el que Menges tiene tan buenas perspectivas.

Haz el favor de pagarme, darling

Pay me please es el claro y contundente nombre de esta web donde los periodistas freelance pueden dejar constancia de qué empresas les deben dinero, la cifra exacta y cuántos días llevan esperando que sus facturas sean pagadas. Esa información queda a la vista de todos para escarnio y vergüenza pública de la empresa deudora. Descubrimos que hasta la BBC se hace la remolona a la hora de pagar, pero no es la única sorpresa…

El funcionamiento es muy sencillo. Cualquier periodista puede añadir al listado su deuda a través de un sencillo formulario:

No descubro nada aquí si digo que los periodistas freelance o autónomos son las víctimas más invisibles de la precariedad que caracteriza al sector periodístico y de los medios. Cientos de empresas retrasan pagar a sus colaboradores para no sufrir tensiones de caja, modus operandi normal en otros sectores como el de las administraciones públicas, con la diferencia de que en el periodismo no hablamos de empresas sino de simples periodistas individuales que dependen de sí mismos y cuentan solo con recursos propios.

Además, a los periodistas freelance no tienen a comités de empresa que les defienda ni un colectivo organizado que pueda ejercer algún tipo de presión o apoyo de manera específica.

Para más inri cuando un medio de comunicación cierra (y llevamos unos cuantos…) los últimos en cobrar, si cobran, son los colaboradores freelance. Y sé de casos en los que se ha dejado a deber mucho, mucho dinero.

Españoles en la lista

Sin sorpresa encontramos en la lista a medios españoles que según la información que añaden los propios periodistas, deben dinero a sus colaboradores. No hablamos de cantidades pequeñas: Intereconomía debe a un periodista en Washington más de 20.000 euros desde hace casi un año, pero también encontramos a Adelanto de Salamanca, que debe la friolera de 37.000 euros a una redactora desde hace también casi un año. Otros medios citados son La Gaceta o la productora Medina Media que debe al periodista Alberto Arce más de 10.000 euros por una cobertura desde Libia.

De hecho, en el listado, las cifras más altas corresponden a medios españoles.

Superando el viejo modelo

La creadora de este sitio, una freelance británica ha creado también Beacon, una plataforma que pretende acercar e implicar a la audiencia con cada uno de sus periodistas favoritos mediante un sistema de suscripción y consumo de los contenidos producidos por cada uno de ellos.

La idea de sus creadora es clara: además de quejarse con Pay me please, crear una alternativa que supere el viejo modelo.

 

El Públic: creación a pie de calle

Hace mucho tiempo que quería visitar El Públic. Aprovechando que la gente del Tecnocampus de Mataró me invitaran a dar una charla a los estudiantes del grado de Medios, escribí al periodista Joan Salicrú para decirle que me gustaría pasarme por la redacción de Clack, la productora en la que trabaja. Y esa oficina es precisamente El Públic.

El Públic de Mataró, que acaba de cumplir dos años, es un espacio cultural: tiene un bar, una sala de exposiciones y una redacción periodística y audiovisual. Un grupo de comunicadores que ya tenían una productora, Clack, se plantearon  junto a otro amigo, Xandri Calsapeu,  que buscaba crear un espacio cultural, impulsar un espacio común en el que convivir y crear.

Llego a El Públic con Salicrú. Aparentemente el espacio es simplemente un café de aquellos que tienen alma. Les pillo con las manos en la masa en la pequeña oficina de Clack junto a la sala del bar. Es un 25% del espacio total del local. Allí me encuentro con 5 jóvenes, 4 de ellos trabajando en ese momento en la edición de dos vídeos, uno para El Periódico de Catalunya y otro para una revista musical.

Joan me presenta a Eloi Aymerich que junto a Salicrú es el alma mater del proyecto. Hace ya bastantes años que trabajan mano a mano. Crearon una productora para producir hace más de 12 años una pionera serie de ficción de 8 capítulos  llamada “El carrer de casa” (La calle de casa). Entre risas recuerdan que los subían los videos con real video cuando aún no existía Youtube. De aquello dicen que aprendieron mucho.

Comemos en el Públic un par de ensaladas y yo remato con un Mel i mató. ¿Tiene sentido hacer hoy algo que no tenga una fuerte vinculación social? se pregunta Eloi. Si bien la productora ya existía, hace un par  de años se plantearon la necesidad de buscar una oficina física. Se inspiraron en una tienda de Mataró que compartía espacios y coincidió con la intención de Xandri Calsapeu. El proyecto cuajó con la voluntad crear un punto de encuentro creativo y social pero también con la idea clara de revertir algo en la comunidad.

Me explican que actúan como una cooperativa sin de hecho serlo. Son en realidad una asociación sin ánimo de lucro. Han ido inventando una estructura que les permitiera trabajar en proyectos conjuntamente con muchos otros creadores que orbitan alrededor de la productora. Algunos tienen una relación regular con Clack, otros participan solo en proyectos concretos.  A la vez, han tenido que crear una sociedad empresarial de manera instrumental, de la que ambos son titulares, para poder optar a programas de coproducción. Sin embargo, me insisten, la gestión de la empresa se hace de manera colectiva.

 

Comunicación y cultura

Pueden hacer muchas cosas, pero sus coordenadas han sido siempre la comunicación y la cultura. Obtener un precio más competitivo del alquiler del local ha sido posible porque a cambio colaboran con la delegación del Maresme del Colegio de Aparejadores, propietario del local. De esta manera gestionan la comunicación de sala adyacente y organizan charlas con los artistas que exponen en El Públic. Esa búsqueda de asociarse y colaborar con muchas entidades forma parte del adn del proyecto.

Han producido varios documentales para televisión, producen varios programas de radio y televisión, y hacen videos para el sector cultural. También gestionan contenidos web para medios de comunicación y gestionan contenidos web.

Su mentalidad es fuertemente multiplataforma. En la programación cultural de El Públic hay desde conciertos, a exposiciones, charlas o proyecciones audiovisuales. Algunos de esos eventos son grabados y en ocasiones se les dan salida a través de diferentes proyectos en los que trabajan. DiaridelaMúsica.com es uno de sus proyectos más antiguos. Algunos músicos no vendrían a actuar a El Públic si no fuera porque conocen a la gente de Clack.

 

Deconstruyendo conceptos organizativos

Aunque están situados en Mataró, ciudad a 20 escasos minutos de Barcelona, la mayoría de sus clientes están en la capital catalana. El sector cultural, los medios de comunicación y la mayoría de instituciones para los que trabajan están en Barcelona.

Por otra parte, todo la inversión que han hecho ha sido siempre con recursos propios y no han tenido que pedir créditos a ningún banco. Tampoco quieren contratar a nadie sino implicar a la gente con la que trabajan. “Queremos desafiar lo establecido, hemos ido improvisando y creando nuestra fórmula huyendo de las ideas preconcebidas” dice Salicrú.

Gestión cooperativista sin de hecho serlo. “Soy un trabajador con rol de empresario” dice Eloi “pero nuestros valores también los tenemos muy claros: debate creativo intenso, crear ocupación, mutualizar los problemas, los recursos y las soluciones también; la idea de colectivo, no solo en cuanto al espacio físico, sino a que trabajamos junto a muchísimas entidades”.

“Para desmitificar” como ellos mismos reconocen, trabajar en micro también tiene sus inconvenientes. Los márgenes son pequeños y sus recursos económicos y humanos deben gestionarse muy bien para asegurar el equilibrio y la viabilidad del proyecto. Aún así y en tiempos de crisis, crean y salen adelante, con una economía de guerra e innovando, y no les falta trabajo. “La gente cuando nos conoce pensará que somos mejores o peores, pero por lo menos no pensarán que somos del montón” dice Joan Salicrú.

Uno de sus próximos retos es poder trabajar en red con otros espacios culturales de catalunya y crear una especie de pequeño circuito.

“Abrirte y conectarte con otros es la única manera de salir adelante” concluyen.

 

8 rutinas de monitorización para cualquier periodista

En la formación que ofrezco a redacciones suelo explicar varias rutinas de monitorización que creo que cualquier periodista, sin importar el soporte para el que trabaje, debería hoy adoptar. Tan habitual como mirar el email o ver qué ha hecho la competencia, deberíamos todos tener unas mínimas rutinas de monitorización. En otras palabras: para qué os sirven estos malditos chismes de twitter y alrededores. Voy de lo más básico a rutinas y herramientas más avanzadas (vaya, de las más normales a las más frikis y mira que me pongo freno…).

1. Crea una alerta vía email con tu nombre:

Es la más básica y necesaria. Saber si alguien te cita en Internet, si alguien se acuerda de tu madre o si tu artículo les pareció una basura o bien creen que eres un Vargas Llosa desaprovechado. Son populares las Alertas de Google, pero mi teoría es que andan algo rotas. Prefiero Talk Alerts, los resultados mucho más ricos. Son aplicaciones web calcadas.


2. Crea una alerta con temas a los que sigues:

Con las mismas herramientas, plantéate crear alertas para temas que sigues habitualmente. Piensa en las palabras claves de tu área informativa, nombres de empresas, personas o instituciones. Cada vez que algo se publique sobre el tema en Internet, serás de los primeros en saberlo.

Contempla la posibilidad de monitorizar palabras por un tiempo, mientras preparas un tema o es algo está de actualidad.

Las alertas son fáciles de crear -en apenas unos pocos segundos-, así como de eliminar o modificar la frecuencia de recepción vía email


3. Crea una lista en twitter con tus fuentes de información de tu área informativa:

Las listas en twitter sirven para acabar con el ruido informativo y centrarnos en la información verdaderamente relevante. Son por tanto fundamentales para la gestión de twitter de cualquier periodista.

  • ¿De qué hacer listas? ¿A quién debo incluir en mis listas? Está claro: a fuentes de información.

Piensa en primer lugar en secciones de medios de comunicación o medios especializados (no olvides los internacionales) sobre tu área informativa.

En segundo lugar: personas relevantes del sector o área informativa (en política, los miembros de los partidos, en economía, políticos y empresarios…etc). Incluiremos a fuentes de información tanto oficiales como no oficiales (cuentas corporativas en twitter u oficiosas).

Y finalmente, aconsejo monitorizar a periodistas que cubren la misma área, siempre pueden aportarte ideas o simplimente te ayudan a comprobar que no se te ha pasado nada.

 

4.  Personaliza tu Tweetdeck o en hoosuite:

Redacciones de todo el mundo utilizan a diario este tipo de aplicaciones -que yo llamo multicolumna como Tweetdeck o Hootsuite-, no solo para gestionar las redes, sino como verdaderas armas de monitorización periodística. He comprobado como redactores de muchísimos medios tienen permanentemente abierta una aplicación de este tipo en sus pantallas. Permiten personalizar el dashboard añadiendo columnas con diferentes funciones según nuestras necesidades. El objetivo es tener a la vista la información más relevante y al segundo.

Crea columnas sobre:

  1. Tus menciones
  2. Mensajes directos recibidos (imperdonable que te enteres dos días después que alguien te envió un DM, podría ser ya demasiado tarde…)
  3. Una columna donde se actualice la lista que creaste en Twitter con tus fuentes de información de tu sector que creaste  previamente  (ver punto 3).
  4. Otra columna con una búsqueda permanente con una palabra clave (o combinación de ellas) de tu sector.
  5. Crea columnas en estos programas según la actualidad. Puedes crear y borrar columnas de búsquedas en cualquier momento. Si la noticia de la semana era la doctrina Parrot podríamos haber creado una columna con una búsqueda permanente, o con la del nombre de un personaje que haya sido noticia.

 

5. Lector de fuentes RSS

Siempre digo que los RSS son una cosa poco sexy, poco mainstream, pero fundamental para cualquier ninja de la monitorización de información. Los muy capxxxx de Google se cargaron Google Reader (No olvidamos…), así que todo el mundo tuvo que buscarse alternativas: yo ahora uso Feedly, pero hay muchas más.

6. Crea búsquedas de palabras que puedan darte una ventaja:

- combinar palabras como “explosión” o “accidente” junto a otra palabra clave de carácter geográfico, puede hacer que seamos los primeros en percibir una alerta de algo que haya sucedido. Sí, es muy de frikis, pero puede funcionar.


7. Seguir a personas sin que perciban que les estamos monitorizando:

A menudo los periodistas siguen a fuentes que conocen pero que no quieren que sepan que les están siguiendo. Por eso las listas en Twitter permiten seguir a alguien sin necesidad de tener que hacerle un follow. Os parecerá obvio, pero de verdad que muchos periodistas ignoran este punto.

Simplemente hay que crear una lista privada e ir añadiendo usuarios a esta lista privada sin necesidad de hacerles un follow. Tampoco serán notificados que han sido incluidos en una lista.

Por ejemplo, tengo una lista privada dedicada a seguir a directivos de medios -no los archiconocidos, pero otros que en algún momento pueden darte una pista sobre una información. Y algunos quizá no quiero que sepan que les tengo un ojo siempre encima…

Otro ejemplo de uso: recuerdo que Nacho Escolar explicó en una ocasión cómo en un congreso del PSOE hizo una lista de los miembros menos conocidos del partido que sí que estaban en el congreso twiteando en directo, y de esa forma pudo obtener informaciones interesantes, ya que la mayoría de ellos no se sentían observados ni monitorizados en twitter. Otro buen ejemplo de uso de las listas y de esta opción de seguir “en privado”.

8. Para una monitorización más intensiva (y con un punto freak)

¡Mis favoritas! Bioischanged te notifica cuando alguien ha cambiado la biografía (os sorprendería con la frecuencia que la gente cambia puntos y comas de sus Bios…).  Y sin embargo, puede darte buenas pistas sobre cambios laborales de fuentes de información.

ChangeDetection: te avisa cuando una página ha experimentado cambios. Tiene cierto margen de personalización sobre qué tipo de cambios te interesan y con qué regularidad quieres recibir las notifiaciones.

Y a partir de aquí hay muchísimas herramientas de monitorización pero que ya no son exactamente “rutinas” diarias. Lo dejaremos para otro post.

Pagar por la opinión

Me vino a la cabeza aquello que dijo -creo que- el padre de Internet, Berners-Lee (¿puede que lo haya soñado?) que los que quisieran difundir sus ideas en Internet siempre lo harían de forma gratuita. La opinión, si pretende influir, quiere que llegue a cuanta más gente mejor. De ahí que partidos políticos, grupos de interés o Think tanks intenten distribuir gratuitamente los contenidos a medios de comunicación con el objetivo de llegar a una mayor audiencia.

Es por eso que siempre me ha llamado la atención que muchos medios impidan el libre acceso en Internet a las editoriales y las columnas de opinión. Quizá es que esos medios no aspiran a influir (modo irónico ON a más no poder…), argumentando que pretenden dar valor a esos contenidos “exclusivos”, opinión -y no información- de una élite al fin y al cabo.

También se dice que la información es mucho más cara de producir que la opinión.

Pero bien, podemos discutir de qué nos sirve tanta opinión y tertulia por ahí polulando en páginas, ondas y demás pantallas, y no más periodistas buscando y contrastando información. Pero me voy del tema y parece que ya hemos oído este debate mil veces sin que nada cambie en estos tiempos de periodismo de supervivencia.

 

“El Opinador” se oye por teléfono

A lo que iba. Me ha llamado la atención este proyecto recién salido del horno: El Opinador. Se trata de una plataforma online de pago donde los usuarios se “abonan” a los “opinadores”, por ahora solo periodistas.

Entre lo más curioso del proyecto, además de pagar por recibir opinión, es que no se trata de leer nada, sino que estamos hablando de contenidos en audio que se reciben por teléfono, no a través de ninguna aplicación de un smartphone sino del más tradicional teléfono. Al parecer recibes la “llamada” iluminadora de tu opinador favorito en donde debe contarte algo lo suficientemente interesante como para que pagues entre los 2,50 a los 4 euros al mes.

No sé, igual es que tengo sobredosis de wifi, pero además de pagar por opininón (OK, es cierto, puede ser que Roncero arrase con sus miles de fans…), ¿soy a la única a la que parece raro que te llamen por teléfono tu “opinador” pero que no puedas leer en la web las opiniones?

Caffe Reggio: la opinión de los medios gratis

A modo de proyecto antagonista está Caffé Reggio, un blog que ofrece 15 columnas de opinión del día que otros cierran en sus versiones web, pero de forma gratuita. Hace unos meses esos mismos medios parecen que le dieron un patada en la espinilla a través de Twitter, forzando el cierre de su cuenta desde donde enlazaba a sus contenidos.

Como vemos hay muchas maneras de afrontar el papel de la opinión en el periodismo.

Para mi, y esto es opinión, (voy a darme un latigazo por incoherente…), la sobreabundancia actual del género es tóxica para un periodismo que más que a influir, se dedica a sobrevivir como buenamente puede hasta que lleguen mejores tiempos. Eso o morir durante la tormenta.

Pero eso sí, Roncero siempre tendrá sus fans.


Web Analytics