Últimos posts

Cómo hacer el Financial Times con 15 periodistas

FT_before_after

El Financial Times estrena rediseño en papel (podemos jugar a las encontrar las 7 diferencias…). Parece que nada revolucionario. En el Guardian han hablado con Lionel Barber, el jefe del FT, porque allí no pasa nada por entrevistar a alguien de la competencia (no como aquí, que somos unos cutres…).

Pero lo más relevante no es este cambio de imagen, sino más bien lo que se está cociendo dentro de la redacción, no sin dificultades y resistencias por parte de la redacción. (De hecho, nada nuevo que no pase en el resto de periódicos del mundo mundial, desde el FT hasta el último pequeño diario local…)

Si os interesa saber más del nuevo diseño, en el blog de García Media [la imagen de arriba es suya]: Financial Times: a classic redesign for the digital age

El Financial Times sigue enfrascado en su transición hacia el Digital First:

  • Un documento clave para esta transformación fue la comunicación que envió Barber a los empleados del FT: afrontaban un ingente cambio cultural de un diario de tarde, a una organización 24/7 donde las cosas pasan sobretodo por las mañanas. Se anunciaba cambios de rutinas y horarios para los periodistas, y la necesidad de formación y nuevos perfiles.

Cambiar: cuestión de vida o muerte

Lionel-Barber- FT

Cambiar o morir, dice el director de FT. Pero a la vez tienen muy claro que en el papel sigue habiendo negocio para muchos más años: “anybody who said post-dotcom boom that print is dead is wrong. It’s still a valuable advertising proposition”.

En esta nueva entrevista concreta algunos cambios:

- La forma de trabajar: 15 periodistas harán el periódico de papel a final del día. El resto (unos 600…!!!) se dedicará a la actualización y creación de contenidos para todas las plataformas con el foco del digital first.

- Esto implica cambiar los horarios de periodistas – y parece que no es fácil convercerlos- que deben pasar de una semana de 4 noches a trabajar en diferentes turnos, especialmente por las mañanas y cubriendo 24/7.

- Habrá cosas que salgan primero en la web y luego en el papel (entiendo que esos 15 se dedicarán a adapatar contenidos a las páginas del papel, porque sino esos 15 lo tienen muy chungo…)

- Ahora su tráfico móvil es ya superior al 50 %. Otras prioridades: Video, Datos y nuevas narrativas.

Cuando leo esto que suena tan escandaloso, de hacer el periódico con 15 tíos, me acuerdo de aquella entrevista que les hice a Gumersindo Lafuente y a Borja Echeverría [junio 2010], ninguno de ellos ya en El País, donde tenían esa misma visión de futuro para el periódico. Sindo dijo:

“Creo que el final está claro: que tendremos una redacción grande trabajando para la primera salida que es la digital, y un grupo pequeño haciendo un producto de papel. Eso es un futuro de aquí 5 años, no mañana”.

Blendle, un sistema iTunes para el periodismo

blendle_logo.jpg

Hace unos meses que nació el agregador de pago de noticias de medios holandeses Blendle, una especie de iTunes para el periodismo. La idea es muy sencilla: que los usuarios puedan acceder a artículos de cualquier cabecera holandesa y pagar por ello. En 4 meses Blendle ha alcanzado los 100.000 usuarios.

Blendle, el itunes del periodismo

No es una idea nueva, en realidad el problema de siempre ha sido tener una plataforma decente de pago, que hiciera posible el micropago (hablamos de céntimos de euro por artículo) sin que dediques más tiempo a pagar que a leer lo comprado…

Y parece que lo han conseguido. Según cuentan, a los medios tradicionales holandeses les costó la idea al principio, pero finalmente se han unido a la plataforma. [El amigo Pepe Cervera decía que en realidad lo más difícil es poner de acuerdo a 15 editores... ¡Ay, cuánta razón! Les recuerdo que tenemos dos plataformas de diarios en Pdfs...] Como en el resto de Europa y EEUU, muchas ediciones en papel, no publican sus contenidos online, así que Blendle viene a hacer accesible lo que antes estaba oculto a la red, sin necesidad de comprar todo el pdf o a suscribirte a una cabecera. Dicen que la mayoría de sus usuarios son jóvenes, no tan ligados a las cabeceras tradicionales.

De momento solo tienen contenidos en holandés y la honorable excepción de los contenidos del Economist en inglés, aunque dicen, tienen planes para salir de su país, por Europa… (por lo que entiendo, no será un país anglosajón).

Interesante iniciativa que habrá que seguir. Aquí debajo un video sobre Blendle del WSJ:

Blendle: The iTunes for Journalism (WSJ Digits) from Carl Nasman on Vimeo.

 

Un verano con todo el New Yorker abierto online

El New Yorker presenta su rediseño web y en apps. Anuncia que durante 3 meses todo el contenido de la revista será de acceso libre online. Todo desde 2007. Después de este tiempo ha anunciado que implantará un muro “poroso” de pago, como tantos otros vecinos de la escalera…

Lo social es móvil: 5 cosas del GENSummit

Coryhaik_Gensummit

Aún estamos de resaca del Global Editors Network celebrado en Barcelona la semana pasada, una de las citas que reune a más mandamases de los medios por metro cuadrado. El coste de la entrada era ya un auténtico y genuino muro de pago: allí no entra cualquiera.

El GEN Summit es un encuentro dirigido a directivos de medios de todo el mundo centrado en aspectos periodísticos, técnicos, de negocio y editoriales de los medios de comunicación. Pero sobre todo lo que había era mucho responsable de parte digital, para qué nos vamos a engañar…

No voy a entrar en explicar todo el programa porque no acabo ni mañana y porque además, aunque se dijeron cosas muy interesantes, la velocidad con la que se cambiaba de un tema a otro en el auditorio principal (además de tener una temperatura tipo polo norte), tampoco daba mucho tiempo ni para profundizar ni para digerir nada. Aquí me tenéis intentando dosificar el atracón de información y contactos.

Así que como soy editora y CEO de mi misma y la vida da para lo que da, paso a contaros las 4 o 5 cosas que a mi me parecieron más interesantes  y en posteriores posts, hablaré de alguna cosilla más.

1. Lo móvil es social

La mayor interacción social se produce en dispositivos móviles. Nada es más personal que nuestro móvil y en ningún otro dispositivo nos apetece tanto compartir contenido y relacionarnos con nuestros contactos.

Se habló del Adaptative Journalism: cómo adaptar el periodismo a cada plataforma y pantalla pero también a las circunstancias de consumo del usuario, su localización o estado emocional. ‘The correlation between social media, in particular twitter, and our mobile traffic is total” decía Haik del Wapost.

Matt Kelly se preguntaba si realmente los medios están aprovechando de la oportunidad social en lo móvil. Algunos medios se lo están tomando en serio y tienen ya un responsable exclusivo para ventanas móviles, como el caso de Nathalie Malinarich de la BBC, que recordaba que “no solo hablamos de tamaños de pantallas sino de contextos de uso diferentes por parte de los usuarios”. Ahí está el reto.

adaptative journalism

Esta es una de las tendencias que explicó Amy Webb junto a la tarjetificación de la información en los dispositivos móviles.

2. Tranqui, los robots no se sentarán delante de tu ordenador

Tenemos una idea como muy futurista de los robots. Simplemente son máquinas que nos permiten automatizar tareas para que nosotros no tengamos que hacerlas. No panic. Un robot escribió y publicó la breve noticia solo 8 minutos después del terremoto en los Los Angeles Times. También es un robot quien selecciona y maqueta un diario en papel, Open 001, en base a los contenidos  más leídos en la web del Guardian. TruthTeller convierte los audios de los discursos en textos para el WaPost.

Para saber más, el artículo en Diario Turing  es muy completo.

3. La experimentación del Washington Post

App Washington Post

Al escalofriante grito We’re hiring!! la entusiasta Cory Haik (Senior editor of Digital news) del Washington Post nos explicó un montón de proyectos con los que andan trasteando. Esta línea de trabajo ya estaba vigente según Haik antes de que Bezos, amo y señor de Amazon, comprara el diario el verano pasado, pero ahora han reforzado sus esfuerzos.

El estrés entre lo móvil y social fue también especialmente importante en la charla de Haik. Están desarrollando aplicaciones temáticas pensadas solo para móvil, con una estrategia “Palm to palm”, del terminal del periodistas al del lector. Como la que te permitía hacer un scrolling y hacerte a la idea de las profundidades del océano mientras de buscaban los restos del avión malayo desaparecido hace unos meses: The depth of the problem (en su versión web). Lo social implica estar atentos a la actualidad y ver oportunidades de interacción, como la encuesta que hicieron sobre el cierre del gobierno, o el uso de Snapchat en el reporterismo, la última durante la cena de corresponsales con Obama.

La experimentación llega hasta una versión del Wapost para el smartwatch de Samsung, que pronto verá la luz.

Entrevistaron a Haik en El País y encontraréis buenos consejos de la propia Haik sobre Adaptative Journalism  en Journalism.co.uk.

4. La sombra de la analítica es alargada

charbeat_attentionweb

Esta vez en el programa no se habló directamente de analítica, sin embargo estaba siempre presente la idea de medir tanto en lo que producimos o las consecuencias de lo que hacemos.  El taller de Chartbeat, una de las herramientas que están especializadas en el sector medios, estaba de bote en bote. Una de las ideas claves que explicaron fue la intención de cambiar lo que medimos en Internet: de la cultura del clic y las páginas vistas a la cultura de la atención, un bien escaso en la web.

La famosa y decrépita foto de la fotocopia del informe de innovación del Nytimes sobre el declive de su homepage volvió a hacerse presente cual fantasma guadaña en mano…

Homepage

El tema de moda: la muerte de la homepage

Grig Davidovitz defendió la portada: es la identidad de tu medio. Abogó por nuevos usos de la homepage bajo la premisa: si Mahoma no va a la montaña… La portada no está muerta: su definción ha cambiado. Invitó a repensar la portada, hacerla relevante para los usuarios, hacerla en sí misma un producto. Y a pensar cualquier página por la que puedan entrar tus usuarios como una portada: desde la página de la noticia hasta el email.  Y para no olvidar: en la era de los social media, un buen contenido periodístico es el mejor agente comercial. Adaptarlo para que puedan “volar” por las redes.

Podéis ver los tweets de su presentación.

5. Cómo producir video online

WorldStream - Wall Street Journal - WSJ.com 2014-06-21 23-26-30

Uno de los problemas de las redacciones digitales es que editar video necesita cierto tiempo. Hacer videos que sean noticiables durante tan solo unas horas o días, no siempre justifica el tiempo que se dedica a grabar y editar.

Para la respresentante del Times, los videos que funcionan en tv no lo hacen online. Eso les exigió una nueva forma de aproximarse: menos cantidad y de mayor calidad. Alguien dijo -ya no recuerdo- que el video online debía ser breve, emocional y que transmita las experiencias del periodistas.

Es por eso que experiencias desde el móvil de los propios periodistas son interesantes, ya que priman la frescura y la cobertura en tiempo real a la edición. No sustituye al video editado, sino que es un contenido más de la cobertura en tiempo real.

Contó Nathalie que la BBC también generan video para móvil: lo pasan por instagram y cuentan una historia en 15 segundos.
El Wall Street Journal ha hecho un gran trabajo en ese sentido: World stream, donde sus propios reporteros suben videos desde sus móviles. Personalmente es un proyecto que me encanta. John Crowley anució que el stream pronto incluirá tweets y otros soportes para crear una experiencia más “engaging”.
Madame Figaró también ha construido una plataforma para que sus reporteros puedan subir videos desde sus móviles en cuestión de segundos desde el Backstage de los desfiles de moda. El resultado es una cobertura mucho más rica y un video que sin ser perfecto, aporta inmediatez y frescura al relato.

Hay una interesante aplicación de la que hablaré en el blog más adelante y una sorpresa más… ;)

 

GEN_amyWebb.jpg

Crític: David ya no lucha solo

Critic_#SentitCrític
Crític es el nuevo medio periodístico catalán que nacerá en septiembre para hacer “periodismo de investigación, resposado y centrado en el análisis“. El martes 10 de junio lanzaron una campaña de crowdfunding para lograr 25.000 euros. Crític es una recién nacida cooperativa de trabajo formada por 3 periodistas y apoyada por unos 50 socios colaboradores. Con tal pequeña estructura su misión es sin duda una batalla de David contra Goliat. Pero David ya no lucha solo…

¿Quiénes impulsan Crític.cat?

Roger Palà y Sergi Picazo son dos periodistas que hasta hace un mes trabajaban en la revista Enderrock y en la sección de política del diario El Punt Avui. Son amigos y compañeros en varios proyectos. Están entre los 30 y los 40, con más de 10 años de experiencia y algunos contactos. Han sido coordinadores del Anuari de Media cat. Joan Vila es un periodista con más experiencia con el que también trabajaron en el Anuari.

¿Qué será Critic.cat?

Será un medio especializado en periodismo de investigación. Slowjournalism: apuestan por producir menos contenidos, escapar de “tweet” e intentarán cubrir  “las corrientes de fondo y no la espuma de la actualidad” me cuenta Roger. Publicarán un reportaje a la semana de investigación, con una intención de análisis y con datos, y por lo menos una pieza al día con diferentes formatos relacionada con la actualidad. Sus temas serán la política, la economía y la sociedad. Una revista monográfica una vez al año, en papel y de venta en kioscos, completará la oferta de Crític. La primera se ocupará del proceso sobiranista catalán. Algunos de sus reportajes también serán ofrecidos en castellano.

El equipo de crític

sergi picazo roger pala

La estructura es pequeña y ligera. Crític es una cooperativa de trabajo de 3 periodistas: Sergi Picazo, Roger Palà y Joan Vila. Sin embargo, estarán apoyados por una red de colaboradores, periodistas y fotógrafos que contribuirán a Crític, de manera siempre remunerada.

De dónde sale la idea

Sus fundadores han sido los impulsores del Anuari Media.cat, una publicación anual que intenta cubrir temas que no han logrado tener espacio en los medios e inspirado en el Project Censored. El Anuari se viene publicando desde 2011, y desde 2012 a través del crowdfunding. Después de 3 campañas de micromecenazgo -en la última consiguieron más de 10.000 euros- no hay duda de que saben cómo desarrollar una campaña con éxito y cómo hay que generar comunidad. Pero su gran apredizaje con el Anuari -me explican- fue saber que “existía gente interesada en pagar a cambio de un periodismo más independiente”.

 ¿Cómo se financiará?

El proyecto tiene 3 patas de financiación: el capital que aportan los tres socios de la cooperativa, la campaña de crowdfunding que se inició esta semana con una meta de 25.000 euros y por último, un grupo de socios colaboradores que han aportado un mínimo de 1.000 euros. Estos socios colaborades son unos 50 y sus nombres son públicos. Destacan nombres del mundo social, la universidad y algunos políticos del la órbita de izquierdas. El reto está en convertir a los micromecenas en los primeros suscriptores del proyecto en el próximo año y esta será la base de su modelo.

Campaña de crowdfunding y lanzamiento

Los tres fundadores de Crític tienen ya una importante experiencia previa y un capital social que sin duda están consiguiendo monetizar en esta nueva campaña de crowdfunding. Llevan más de un año preparando Crític, trabajando el plan de negocio, buscando la financiación y los apoyos, y preparando esta campaña de lanzamiento.

Una semana antes de lanzar el crowfunding empezó a circular un hashtag #sentitcritic (Sentido crítico) y un video, que supera las 4.000 visualizaciones, sobre periodismo pero sin anunciar nada en concreto. El pasado martes día 10 de junio lanzaron un segundo video y anunciaron la intención: lanzar un nuevo medio. Mientras escribo esto rozan ya los 20.000 en tres días y los 450 mecenas alcanzaron los 25.000 en solo 4 días y 550 mecenas. Para los próximos 40 días hay programado la publicación de toda una serie de contenidos, videos y entrevistas, relacionados con la campaña que ha sido diseñada a conciencia.

¿Periodistas emprendedores?

Hace tiempo que Roger Palà y Sergi Picazo me contaron el proyecto que les rondaba por la cabeza. ¿Sois periodistas emprendedores? -pregunté a Roger- “No nos gusta esta etiqueta de “emprendedor”, parece que ahora todos tenemos que ser emprededores y que todas las soluciones tienen que ser individuales. Nos gusta más hablar de emprendimiento social, de hecho somos una cooperativa de trabajo”. 

¿Por qué dejar un trabajo?

La madre de Sergi Picazo no lo ve muy claro. Dejar un trabajo en un periódico puede parecer a su madre y a mucha gente una locura. “Hay un momento en la vida donde hay que arriesgar -me dice Sergi Picazo-. Tenía la sensación que en los medios tradicionales, a causa de las rutinas de trabajo donde lo más importante es  ser el primero en publicar algo, es cada vez más difícil hacer un periodismo fiscalizador con el poder, curioso y preguntón. Tanto Sergi como Roger creen que estamos viviendo con la crisis económica, una segunda transición, donde se ha dejado espacio a recorrer por nuevas iniciativas.

Cómo gestionar las expectativas

sentit-critic

Las expectativas que están generando no son menores. Pero lo que parecía imposible, crear un pequeño pero comprometido proyecto, conseguir financiación de socios colaboradores, alcanzar una cifra importante en Crowdfunding, se está consiguiendo. Ahora, el siguiente reto es conseguir ser David contra Goliat: hacer buen periodismo a pesar de los recursos limitados. Sin embargo, a Sergi Picazo le parece que el proyecto también otras ventajas: “Somos un pequeño grano de arena que venimos a contribuir al periodismo. Con pocos recursos pero tenemos otros cosas: tenemos una estructura flexible y el apoyo de buenos periodistas freelance con los que ya hemos trabajado en los temas del Anuari. Creemos que hay mucho campo por recorrer”.

David contra Goliat

Es evidente que el reto que tienen delante es titánico para una aparente pequeña estructura y en un contexto dominado por grandes grupos y poblando por un escenario muy atomizado en Internet. Pero no están solos. Hay una comunidad herededa del Anuari que sin duda es la base de su proyecto, pero que es necesario rebasar sus límites para alcanzar a nuevas audiencias. No es un proyecto hecho al azar y tiene planteamientos plenamente profesionalizados.

El reto más grande lo tendrán probablemente a partir de septiembre: tienen un año en convencer a buena parte de sus mecenas que vale la pena ser suscriptor por un año más. ¿Lograrán consolidarse? El tiempo nos lo dirá. Si David pudo contra Goliat…

4 sitios virales que harán que te preguntes cómo es posible que la gente quiera compartir sus artículos como si el mundo se acabara mañana

4 Medios Virales

Ya ven que empiezo adoptando un titular tipo medio viral… No importa si es verdad o no, sino que es largo, molón y que llama la atención. El ya celebre documento de la discordia sobre innovación del Nytimes hacía un repaso a medios que superan ya el tráfico del Nytimes. Me refiero a medios como el Huffington Post y al amenzante Buzzfeed. Son nuevos medios virales, pensados para generar contenido con el único objetivo de que sea compartido en las redes sociales. Pero la vida te cambia, y algunos toman también caminos inversos…

Os presento los 4 sitios virales más relevantes de EEUU.

1. Huffington Post: cantidad y titulares impactantes

huffington post viral

¿Qué os puedo contar que no sepáis del Huffington Post? Empezó siendo un blog político en 2005 que agregaba noticias: un maestro del retitular, empaquetar y poner el lazo a un contenido creado por otros. Piratas les llegó a llamar el entonces director de Nytimes. Su estilo era titulares impactantes y fotos enormes que provocaban un impulsivo clic.

Creció y creció. En 2011 fue comprado por AOL y inició una nueva estrategia: empezar también a generar contenido original contratando a periodistas junto con una expansión internacional de la mano de los editores de referencia. Y así llegó el Pulitzer.

No abrieron camino a los sitios virales: lo inventaron ellos. Titulares llamativos para humanos e imágenes atractivas. Contenidos muy líquidos: galerías de fotos, memes, videos de youtube, listas de contenidos y mucho tweetperiodismo. Saben que ser provocativos tiene como premio atraer lectores y sobre todo, agresivos y persistentes comentaristas que volverán y volverán. Pero no menos importante es la distribución: el Seo primero (famoso ya su ¿a qué hora es la Super Bowl), las redes sociales vinieron después. Sus datos de audiencia en directo son fundamentales para optimizar el contenido.

Hoy sigue siendo una mezcla de contenidos serios y divertidos, noticias hard y soft, chorradas y cosas curiosas. Pero son un gigante: más de 60 portales verticales, 10 ediciones internacionales, otras tantas locales y una programación de video en directo. Superaron en tráfico al NYTimes en 2011 y ahí están aún. Su negocio confía en el banners y publicidad nativa: su volumen es fundamental. Más de 1.000 artículos al día.

Sin embargo, les ha salido un serio competidor salido de sus propias entrañas…

2. Buzzfeed: El rey de los OMG y los LOL

BuzzFeed

Un ex-Huffington Post, Jonah Peretti fundó Buzzfeed en 2006. Parece que todo lo que no le dejó hacer Arianna lo desarrolló en Buzzfeed. Son los inventores de secciones tan creativas como LOL , CUTE o OMG. No es broma.

Publica más de 300 piezas al día, muchas de ellas creadas por ellos. Es el rey de los gatitos, las surrealistas listas narrativas y de rocambolescos tests (quizzes). Sin embargo, Buzzfeed va muy en serio: se centra en lo que las personas desean compartir, como una expresión del estado de ánimo. Peretti lleva desde la universidad estudiando la viralidad. Crean sus contenidos y construyen su propia tecnología (fun-da-men-tal).

Tienen una auténtica maquinaria que predice y mide lo que la gente quiere compartir en las redes sociales. Y eso también lo pone al servicio de los anunciantes, desarrollando contenidos para ellos en lo que se ha llamado publicidad nativa. No busquéis un banner porque no hay ni uno. Cuidan lo móvil: los periodistas pueden comprobar en su CMS cómo se ve su artículo en una pantalla móvil, un 60% de su tráfico es móvil.

Pero desde hace un año, en un gesto similar al que inició hace un par de años el Huffington Post, Buzzfeed quiere ponerse serio: contrató a periodistas de renombre para dirigir nuevas secciones de política, tecnología y economía. Sonada fue la entrada del chico de Político Ben Smith. No está claro si es para atraer a anunciantes premium como hizo en su día el HuffPost, pero están generando sus propias noticias serias pero eso sí, con su propio estilo

3. Upworthy: Poco contenido pero bien escogido

Upworthy: sitios virales

Apenas tiene dos años y ya es un sitio web con más tráfico que el Washington Post. La orientación de Upworthy es crear contenido dirigido a ser compartido en Facebook. Si publicara mucho contenido Facebook les penalizaría y restaría visibilidad a sus contenidos.

Lo más intersante de Upworthy es que no crea contenido, básicamente republica contenido de terceros. Sin embargo, publica muy poco contenido: publica sólo 6 o 7 piezas al día (pensad en los 300 de Buzzfeed o los mil del HuffPost…). Ahora, sus periodistas se rompen la cabeza buscando contenido online y pueden llegar a probar hasta 12 titulares hasta ver cuál funciona mejor.

4. Twentytwo words: impacto y comparte

22 Words viralTwentytwo words viene a rizar el rizo. Tampoco crean contenido. De manera parecida a Upworthy, no publican demasiado contenido (básicamente lo lleva una sola persona con la contribución de dos más!).

No se detienen a escribir mucho: un titular largo y molón, un contenido impactante (una imagen, un video) y como mucho 22 palabras. Y justo debajo dos grandes botones para compartir en Facebook y twitter. Y ¡voilà! Son el segundo medio más compartido de media en Facebook.

 

Como ven, la experiencia, estrategia y orientación es diferente en cada caso. ¿Pero qué podemos aprender de ellos? Algunas reflexiones vendrán de todo esto…

upworthy

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Babylon Magazine, de fracasar también se aprende (más)

babylon Magazine

Os tengo acostumbrados a presentaros proyectos que, o bien acaban de ser lanzados, o bien empiezan a consolidarse. Es por eso que cuando conocí la historia de Babylon Magazine (RIP 2013), pensé que sería interesante explicar la historia de un fracaso. Las fracasos son valiosos: siempre hay mucho de lo que aprender.
Juan Calleja es un periodista que con 22 años montó Babylon Magazine, una revista bilingüe sobre cultura española que se distribuía en Londres. Le conocí hace unas semanas en una jornada sobre Periodismo y Empresa que organizaba la Fapae en Tarragona. En 2012 tuvieron que cerrar el proyecto a causa de la caída de la inversión publicitaria y dejando deudas por el camino. Pero vayamos a la génesis primero.

Juan Calleja- Babylon magazine
La pre-historia de la revista está en que Juan junto a 7 compañeros de la universidad montaron en 2006 una innovadora revista cultural en papel orientada a menores que habían delinquido de la Comunidad de Madrid. Babel era una revista cultural que logró una subvención de la UE para proyectos sociales y trató de explicar en sus páginas historias interesantes para aquellos chavales.

En aquel verano de 2007 en el que acabaron la carrera y después de la experiencia de la revista Babel, Juan se fue a Londres. En su estancia presintió un interés creciente por la cultura española, tanto por el gran cantidad de restaurantes españoles y academias de idiomas que ofrecían cursos, como fenómenos como del deporte como Pau Gasol.

 

Ilusión suicida

babylon Magazine

Con la confianza y ambición casi suicida que solo puede tener uno con 22 años, decidieron crear Babylon Magazine, una revista de cultura española internacional para extranjeros. Y además, desde Madrid. Gracias a su primera aventura editorial aquellos recién licenciados habían aprendido todas las rutinas de producción y edición y se lanzaron a la piscina sin mirar si había agua.
En noviembre 2007 -y gracias al apoyo de sus familias- montaron una SL para crear la revista Babylon, “a pelo y a lo loco, sin tener ni idea de cómo funcionaba una empresa ni la publi” tal y como me cuenta Juan Calleja. Mientras me habla de forma apresurada veo su entusiasmo y la desilusión a partes iguales. Su modelo era el de una revista bilingüe (todos los textos a doble columna), gratuita y financiada por publicidad.
En junio 2008 presentaron su primer número con una tirada de 8.000 ejemplares que lograron financiar gracias a una primera subvención del Ministerio de Trabajo. Funcionó muy bien. A pesar de su inexperiencia consiguieron crear un producto atractivo para determinadas audiencias, y pronto lograron atraer a instituciones como el Instituto Cervantes.

Babylon_magazine_JuanCalleja_David(foto Elena Hidalgo/APM)

Los primeros anunciantes sin embargo los consiguieron a puerta fría. El propio Juan, con la labia que no me cuesta imaginar, se dedicó a la labor comercial junto a otro de sus amigos y también socios. No les gustaba pero no había más remedio. “Tuvimos la suerte que el BBVA UK confió en nosotros y fue uno de nuestros primeros anunciantes”.
Parece increíble, pero durante 6 años la revista se editó desde Madrid para un público extranjero.  Consiguieron llegar a un acuerdo con Air Europa que les permitió viajar a Londres de forma gratuita a cambio de publicidad y les dio presencia en todos los vuelos de la compañía. A pesar de que la compañía ya tenía su revista Babylon Magazine suponía otro producto mucho más joven y atractivo. Juan viajaba cada dos meses a Londres para supervisar la distribución y entablar contactos comerciales.
Según me cuenta Juan, 2010 y 2011 fueron los mejores años: la revista salía cada dos meses y consiguieron varios clientes anuales con lo que permitió cierta estabilidad al proyecto. Incluso lograron presentarla en Nueva York. Sin embargo, sus sueldos no dejaron nunca de ser mínimos y la impresión y la distribución se comía la mayoría de sus ingresos.

El principio del final

Babylon18

Sin embargo 2011 fue un punto de inflexión. La crisis llegó también a las empresas españolas e instituciones. La reducción de la inversión publicitaria hirió de muerte el proyecto. No habían invertido en su presencia en Internet y empezaron a buscar nuevas fuentes de ingresos demasiado tarde.
¿Errores? “No avanzarnos al declive de la publicidad, no diversificar a tiempo, no ir antes a lo digital. Pero éramos cinco y no nos daba para llegar a todo… En los últimos tiempos empezamos a organizar eventos en Londres y a ofrecer servicios de diseño y creatividad a terceros, pero no llegamos a tiempo”.  “Eso lo sabes ahora, claro… Crees que con la ilusión y trabajo es suficiente, pero no lo es”.
¿Cómo lo harías ahora? le pregunto. “Ahora lo haría todo digital, como Jot Down, empezar en digital, crear una marca y luego dar el salto al papel. La publicidad se paga mejor en papel, eso es asó. Y apostaría por el bilingüismo, creo que es algo innovador que está muy poco explotado.

Cerrar la revista fue un duro golpe. Juan no lo esconde y dice que quiere contarlo para que nadie piense que emprender es un camino de rosas.
A pesar del final de la aventura, Juan aprecia el tiempo dedicado a Babylon, el empuje, los viajes, las largas noches del cierre de la revista. Juan me cuenta que después del cierre de la revista atravesó su particular desierto personal. Ahora es freelance y colabora para diferentes medios. Las ideas de nuevos proyectos siguen en su cabeza, pero dice que ahora, va a tomárselo con más medida y con más prudencia. “Babylon fue como estudiar varios másters”.
La historia de Juan continua… pero no se quién dijo que el premio, es el camino.

Babylon Magazine en Isuu

El periodismo digital no existe

El periodismo digital no existe. Todo es periodismo, sin etiquetas y por tanto todo el periodismo que se haga tiene que tener los mismos estándares de calidad para todos los soportes. Eso es lo que trataba de explicarles a Mireia Rom y Pau Rodríguez, estudiantes de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona en esta estupenda entrevista en la que bien supieron tirarme de la lengua: “El periodisme digital no existeix”

Periodismo 2013: una radiografía del sector en 6 rostros

Protagonistas periodismo 2013

“De repente, todo el mundo tiene mucha más libertad” es como resume Periodismo postindustrial -documento imprescindible de Emily Bell y Clay Shirky-, los cambios tan brutales que el ecosistema de noticias está sufriendo y cómo estos cambios exigen también “nuevas formas de organización”.

Mientras hacía un repaso estos días a lo que había dado de si mi actividad blogueril, recordé algunas entrevistas a gente del sector. Cuando hice la lista me di cuenta que de alguna manera vienen a representar todos estos cambios que se están dando en la industria periodística: nuevas organizaciones, periodistas freelance, periodistas que crean nuevas estructuras en sus manos, auge de los nichos, innovación…

No son todos los que están en esta lista, pero me parece que una buena radiografía sobre cómo está cambiando la profesión, una representación más cercana de ese Periodismo Postindustrial:

Cooperativas y nuevas asociaciones

1- Entrevista a Pere Rusiñol, cofundador de la revista Alternativas económicas:

AE es una cooperativa de 6 periodistas más una veintena de socios colaboradores. Encarnan lo que el propio Pere Rusiñol -también impulsor de Mongolia- me decía “necesitamos nuevas estructuras para seguir haciendo periodismo”. Y las crean.

2. Entrevisté a José Bejarano y Toni Pino, de la innovadora asociación SBP-CA(Sebuscanperiodistas-Comunicadores asociados). Inspirados en una cooperativa belga, SBP-CA es una cooperativa de impulso empresarial que permite a cualquier periodista autónomo facturar y cotizar solo por el tiempo real trabajado y flexibilizar la retención que se le aplica. También quieren ser un vivero para nuevos proyectos.

 

El periodista freelance, solo o acompañado

3. Entrevista a Joan Salicrú y Eloi Aymerich, confundadores del espacio El Públic en Mataró,  (Centro cultural, bar y redacción periodística), junto a otro socio, comparten la redacción con el impulso del centro cultural. Han creado su sistema: son una productora (Clack) que actúa como cooperativa pero siguen siendo autónomos. Están a caballo entre periodistas freelance y las nuevas formas de asociación.

4. Entrevista a Xavier Aldekoa, corresponsal freenlance en África. Casi no quedan corresponsales como los de antes. Otra especie en peligro de extinción. Pero Aldekoa no se queja. Es corresponsal para La Vanguardia y la cadena TeleSur, entre otros medios. El periodista tiene que ser hoy mucho más proactivo a la hora de buscar temas y crear sus propios proyectos. Así fue el camino que le llevó a lo que siempre había deseado: África.

 

El futuro está en el nicho

5. Entrevista a Núria Coll, periodista freelance (trabaja para tele y radio) creó hace un par de años Etselquemenges, y ahora su versión en castellano, Soycomocomo, dos webs de nicho sobre alimentación saludable fiel a sus principios. El proyecto, basado en contenidos de calidad y huyendo de refritos, se consolida e innova en su diversificación en las fuentes de ingresos.

6. Entrevista a Gustavo Bravo, del hiperlocal digital madrileño, Zona Retiro. Siguiendo la estela de otros hiperlocales madrileños, Gustavo creó este hiperlocal y también diversificó sus fuentes de ingresos más allá de la publicidad local.

 

El día en que a ElMundo.es le robaron su carro

El encargado de SEO de Unidad Editorial, Pedro Martínez contaba ayer la anécdota sobre la muerte de Manolo Escobar. Mientras las palabras claves que traían visitas eran las que hacían referencia a “muere Manolo Escobar“, el periodista de El Mundo decidió como homenaje al cantante titular: “España se queda sin Manolo“. Y como decía ayer el apesadumbrado Seo de El Mundo: “y quién se quedó sin visitas fui yo…”.

Con ese titular Elmundo.es no pudo posicionar la suya entre las primeras noticias en Google. Tuvo que convencerle que era importante añadir “Escobar” al titular, porque Manolos, hay muchos…

Esta anécdota que nos contó ayer Pedro Martínez en el Clinic Seo, viene a explicar muy bien el choque de culturas que se dan en las redacciones online de medios de medio mundo.


El Papa, el Espíritu Santo y el maldito SEO sorpresa

Pero como no hay problemas del lenguaje que no pueda solucionar un buen SEO, el mismo Pedro nos mostró la habilidad de la gente de LaVanguardia para superar el misterioso deseo del Espíritu Santo para elegir a un nuevo pontífice. ¿Cómo estar preparado para posicionar un nombre entre decenas de posibles?

Pues francamente, aún no ha habido chivatazo divino. Pero lo que hicieron es ver qué palabras se posicionaron mejor en la elección de Benedicto XVI con los datos de Google Trends.

Si bien Elmundo.es tenía preparado perfiles de 18 candidatos, como buena ley de Murphy que se precie, debía salir un argentino que no salía en ninguna quiniela.

Veamos otro choque de culturas: mientras la gente buscaba en Redes sociales la expresión “el Papa dimite, los periodistas no podían utilizar esta expresión, porque siendo rigurosos, un pontífice “renuncia” pero ni dimite ni “abdica”. Otro problema de posicionamiento de palabras claves…

He aquí que los amigos de Lavanguardia fueron listos y encontraron el titular perfecto: “El Papa renuncia, ni dimite ni abdica” (la foto me ha salido borrosilla…)

Ya ven que ser un SEO en un medio de comunciación es una cosa muy dura. Sobre todo cuando Google oculta las palabras de búsquedas con el consabido “Not provided” (oculta las búsquedas que  hace un usuario cuando está loggeado en Google) hasta llegar al 80% de las búsquedas. Es su caso, nos explicó, haciendo francamente heroica la tarea de entender qué está buscando la gente en tu web. “Nos han dejado bastante ciegos” se lamentaba Martínez.

Pedro Martínez hizo bastantes comentarios sobre el SEO en medios, sobre cómo funciona el posicionamiento de noticias en Google y Google News, el volumen exacto de palabras por noticia que Google tiene en cuenta o rechaza, en cómo Google organiza los bloques de noticias según el volumen de noticias o la frescura de la noticia, o en cómo la pirámide invertida sigue siendo una redacción válida para la web. El Seo de Unidad Editorial nos contó que el ciclo de interés de una noticia normal suele ser corto, entre las 24 h y las 48 h, como podéis ver en el gráfico.  Y sin embargo, “en el CMS de El Mundo ni existe el botón de borrar”.


 Las web de medios en tiempo real

A Oriol Farré, actual analista de Atrápalo, pero que trabajó en su día con medios deportivos, aportó la visión del tiempo real. Oriol destacó tres aplicaciones para el análisis de las visitas en tiempo real: Entender el tempo de una noticia, gestionar el contenido de portada, optimizar la estrategia en Redes sociales. Puso un ejemplo sobre un partido de fútbol, en el que la audiencia consumía contenidos una hora antes del partido, desaparecía cuando se iniciaba, volvía en la media parte, y finalmente esperaba encontrar enseguida contenido fresco al acabar el mismo.

En cuanto a la portada, destacó herramientas como Chartbeat o Visual revenue  (ambas de pago) que ayudan a analizar la audiencia de los contenidos de portada con el objetivo de optimizarlos al máximo, ya sea moviéndolos o cambiando titulares por ejemplo. Aviso que estas herramientas pueden escandalizar a más de un editor.


El “dónde está mi queso?” de los medios

panel Comscore

Finalmente Ferriol Egea, analista del grupo Godó hizo un recorrido sobre la historia de los medios tradicionales, que ya aquí todos sabéis de memoria. De nadar en la abundancia al camino de la indigencia, el negocio se fue por la puerta de atrás.

Ferriol introdujo a la audiencia en Comscore, el sistema híbrido censal y panel de medición oficial de los medios en Internet. Explicó cómo se está produciendo un cambio de modelo: del modelo basado en tráfico los anunciantes empiezan a pedir algo más que usuarios únicos: quieren segmentación.

Según Egea, los datos sociodemográficos que puedan ofrecer los medios a los anunciantes son en realidad la madre del cordero.

Explicó por ejemplo, que el muro de pago que yo llamo poroso (metered) que ha implementado Elmundo no es tanto para forrarse sino para conocer mucho mejor a ese 30% de la audiencia llamada heavy users. “Si tienes perfilada a un 30% de tu audiencia, se lo pones mucho más fácil a tu comercial…” dijo Egea.

Ferriol Egea defendió que aunque es relativamente fácil conseguir picos importantes de tráfico, una buena estrategia de un medio tiene que estar en fidelizar precisamente a esos usuarios intensivos. Y para eso solo hay un camino: hacer bien las cosas para ser un medio de referencia.

El analista de Godó puso como modelo de adaptación al medio digital a Marca.com, que diferencia muy bien el producto papel del producto web. Incluso justificó que gracias a esta estrategia, Marca.com es el deportivo online líder en Catalunya.

Finalmente, Ferriol recordó que por mucho que un SEO haga maravillas, para conseguir ser un medio de referencia se consigue con el esfuerzo de todos: periodistas, analistas, seos… etc

¿Y dónde se han metido los periodistas?

Soy una radical: vengo de un evento de Seo y escribo este titular tan poco Seo… ¿Es que no me da vergüenza? Cuando empecé este blog yo era una friki periodista que iba a este tipo de eventos frikis de cosas de internet. Casi ocho años después… sigo siendo una periodista friki que va a eventos frikis donde apenas vamos 4 frikis más periodistas. Bajo el título Analítica y Seo en Medios de comunicación, el evento regular SEO Clínic, con un aforo de 200 personas, a duras penas éramos un par de periodistas…

Ya estoy acostumbrada pero ¿cambiará algún día la cosa? Parece que aún no hemos entendido que comprender al máximo los nuevos medios y plataformas es la única puerta hacia la/s solución/es (siempre he preferido el plural, no creo en varitas mágicas…) para la sostenibilidad del periodismo.

 

Núria Coll: “Si aciertas con un nicho sin competencia, los anunciantes vendrán a buscarte”

Hace unos días quedé con Núria Coll, periodista y directora de Ets el que menges (“Eres lo que comes”), el portal informativo catalán sobre alimentación sana de referencia. Nacido hace más de tres años el proyecto ha ido ganando solidez, ha creado una comunidad y está innovando en cuanto al modelo de negocio. Hoy el medio es una orquesta de más de 30 miembros que tocan a las órdenes de la batuta de Núria Coll. Y la melodía funciona.

Núria Coll es perodista freelance y solo con recitarme su horario laboral ya me entra una taquicardia. Sin embargo, mientras pedaleo de vuelta a casa, llego a la conclusión de que para sacar adelante cualquier proyecto, hay que ser tan terco y tenaz como lo es, de hecho, Núria.


Pasión y firmes convicciones

Ets el que menges

En mayo de 2010 Núria junto a otro periodista, Adam Martín, por un mero interés personal por la alimentación, deciden montar una pequeña web sobre un tema que les unía, Ets el que menges. Eran dos personas que les interesaba la nutrición sin dedicarse profesionalmente. Núria me cuenta que ni siquiera tiene conciencia de saber que creaba un medio: “Empezamos a contactar con gente que conocíamos y que les podía interesar escribir para nosotros”. Hicieron una pequeña inversión económica y desde el primer día siempre se pagó a los colaboradores.

La gente que lee este portal no lo hace solo porque les “interese” el tema, sino que suele ir acompañado de convicciones fuertes sobre formas de vida o por la búsqueda de alternativas de consumo. Es por ello que los claros criterios de la web, a qué o a quién apoya, qué entra y qué no entra, qué anunciantes acepta y cuáles no; genera en los lectores confianza, fidelidad y crea un fuerte sentimiento de comunidad.

Aunque Núria reconoce que encontraron este nicho informativo por casualidad, el hecho de haber sido los primeros  y de encontrarse con la coyuntura social y económica actual, ha sido la clave de su éxito. “Lo hemos vivido con la mayor de las ingenuidades, pero ahora nos damos cuenta de que si aciertas con un nicho en que no haya competencia… los anunciantes viene a ti. “En paralelo vivíamos una crisis en la que la gente se plantea un cambio de modelo, el de ir al productor, el auge de las coperativas…” en medio de toda esta tormenta, está Ets el que menges.

“Yo no entiendo de números, pero si me entraban 10 me gastaba 9 o 11, todo lo he reinvertido siempre en el proyecto”. Una treintena de personas trabajan hoy para Etselquemenges, entre redactores, diseñadores, informáticos o administración.

Cuando dice que se lo curran mucho, es porque Núria se lo curra mucho. Dos días  de la semana laboral los dedica a L’ETS. Los otros tres trabaja en la redacción del magazine de tarde de Tv3, Divendres. También lleva una sección semanal en un programa de Catalunya Ràdio. Pero se levanta a las 5.15 y hasta las 9 que se va a la tele, lo dedica también a la web. Solo desde este tercer año Núria tiene un sueldo de Ets el que menges.

“En seguida nos salió publicidad. Tuvimos la suerte de convertinos en una referencia, ya que no había otras webs en los que los productores pudieran anunciarse”. Hace solo 6 meses que tienen a un comercial. Aunque hasta ese momento la tarea comercial la ha llevado la propia Núria. Ella misma se dedicaba a visitar, llamar o escribir a las marcas. “Sin tener ni idea he tenido que hacer cursos y aprender muchas cosas”


Fotos profesionales y contenidos propios exclusivos

PauEsculies-EnsaladadeCrudosSi algo llama la atención de Ets el que menges es que ni el diseño ni las fotos que publican tienen un aspecto amateur. Desde el primer momento y gracias al impulso de la diseñadora, las fotografías utilizadas son siempre de alta calidad: o bien de bancos de imágenes o de fotógrafos especializados en gastronomía. De ahí que el aspecto, especialmente el de las recetas -estilismo incluído- sean de gran calidad y hagan del portal muy atractivo visualmente.

Durante la semana se van publicando 10 artículos nuevos. Aquí no hay lugar para las notas de agencia ni para el copy-paste. Los artículos son exclusivos realizados por los “trabajadores” -como los llama Núria- entre los que además de periodistas hay nutricionistas, cocineros o médicos.

La gestión que hace Núria es absolutamente profesional y exigente con sus trabajadores. Todos cobran por su trabajo. Sin embargo, Ets el que menges no tiene sede física ni parece que vaya a tenerla por el momento.


Modelo de negocio: diversificando fuentes de ingresos

Las fuentes de ingresos es algo que han ido inventando a medida que crecía y se desarrollaba el producto. Aunque su principal fuente de ingresos sigue siendo la publicidad banner, Ets el que menges, está buscando nuevas formas. ” Todo el mundo dice que el banner está muerto, y creo que es cierto, al final tienes que ofrecer algo más al anunciante. Nosotros lo que hacemos es llegar a acuerdos a medida con cada marca, ya sea a través de patrocinios o promociones”. También elaboran especiales de temáticas concretos que según Núria, funcionan muy bien.

El 80% de sus ingresos corresponen a la publicidad, el 15% viene de los socios y un 5% de los cursos y talleres que organizan.

Núria hace un año pensó que no podía ser que nadie pagara por los contenidos que tanto esfuerzo y dinero costaban. Crearon el club de l’Ets. Se planteó cerrar las recetas de cocina, ya que son su contenido más preciado de la web y ofrecerlas de manera exclusiva a los socios. Las antiguas quedaron en abierto y el resto de 10 artículos nuevos son abiertos.

Ahora mismo tienen 400 socios que pagan entre 60 euros al año o 33 cada 6 meses. Además de las recetas les ofrece descuentos, pero son más bien detalles en locales asociados que les hagan “sentir especiales”. Están en contra de los descuentos agresivos, “porque si las cosas se hacen bien en las tiendas y en los restaurantes ecológicos, los márgenes no son grandes, y no se trata de asfixiar a nadie como hacen las grandes marcas de descuentos en Internet”, me cuenta Nuria.

Otra de las ventajas para socios es la de poder hacer consultas en línia con especialistas. Finalmente, organizan cursos y talleres tanto de cocina como de vida saludable. Incluso puede verse en streaming algunas de las conferencias que organizan.

Núria reconoce que aún no ganan dinero, y que lo que ganan lo reinvierten. Aún así, el proyecto es ya sostenible.


Crece el proyecto: Soy como como

Después de tres años y de la experiencia acumulada, Ets el que menges se lanza al mercado en castellano con Soy como como.  Algunas secciones no se podrán estrenar de momento en la versión castellana, como por ejemplo la que entrevista a productores, pero otra gran parte del contenido es atemporal: recetas, información sobre alimentos o patologías, grupos de consumidores con necesidades concretas… etc Sin embargo, Núria reconoce que hay que dejar que Soy como como tenga su propio recorrido y desarrollo, pero la experiencia ahora ya la tienen.

De momento Núria se ha ido esta semana a Madrid a hacer contactos y a presentar Soy como como en Biocultura, la feria más importante del sector, y a repartir ella misma flyers para promocionar el nuevo portal.

Alguien ya le dijo que igual aquello no era muy serio: directora y repartidora de flyers. Pero a ella le da igual. Si hace falta, se hace. Así es Núria Coll y quizá por eso Ets el que Menges tiene tan buenas perspectivas.

Haz el favor de pagarme, darling

Pay me please es el claro y contundente nombre de esta web donde los periodistas freelance pueden dejar constancia de qué empresas les deben dinero, la cifra exacta y cuántos días llevan esperando que sus facturas sean pagadas. Esa información queda a la vista de todos para escarnio y vergüenza pública de la empresa deudora. Descubrimos que hasta la BBC se hace la remolona a la hora de pagar, pero no es la única sorpresa…

El funcionamiento es muy sencillo. Cualquier periodista puede añadir al listado su deuda a través de un sencillo formulario:

No descubro nada aquí si digo que los periodistas freelance o autónomos son las víctimas más invisibles de la precariedad que caracteriza al sector periodístico y de los medios. Cientos de empresas retrasan pagar a sus colaboradores para no sufrir tensiones de caja, modus operandi normal en otros sectores como el de las administraciones públicas, con la diferencia de que en el periodismo no hablamos de empresas sino de simples periodistas individuales que dependen de sí mismos y cuentan solo con recursos propios.

Además, a los periodistas freelance no tienen a comités de empresa que les defienda ni un colectivo organizado que pueda ejercer algún tipo de presión o apoyo de manera específica.

Para más inri cuando un medio de comunicación cierra (y llevamos unos cuantos…) los últimos en cobrar, si cobran, son los colaboradores freelance. Y sé de casos en los que se ha dejado a deber mucho, mucho dinero.

Españoles en la lista

Sin sorpresa encontramos en la lista a medios españoles que según la información que añaden los propios periodistas, deben dinero a sus colaboradores. No hablamos de cantidades pequeñas: Intereconomía debe a un periodista en Washington más de 20.000 euros desde hace casi un año, pero también encontramos a Adelanto de Salamanca, que debe la friolera de 37.000 euros a una redactora desde hace también casi un año. Otros medios citados son La Gaceta o la productora Medina Media que debe al periodista Alberto Arce más de 10.000 euros por una cobertura desde Libia.

De hecho, en el listado, las cifras más altas corresponden a medios españoles.

Superando el viejo modelo

La creadora de este sitio, una freelance británica ha creado también Beacon, una plataforma que pretende acercar e implicar a la audiencia con cada uno de sus periodistas favoritos mediante un sistema de suscripción y consumo de los contenidos producidos por cada uno de ellos.

La idea de sus creadora es clara: además de quejarse con Pay me please, crear una alternativa que supere el viejo modelo.

 

El Públic: creación a pie de calle

Hace mucho tiempo que quería visitar El Públic. Aprovechando que la gente del Tecnocampus de Mataró me invitaran a dar una charla a los estudiantes del grado de Medios, escribí al periodista Joan Salicrú para decirle que me gustaría pasarme por la redacción de Clack, la productora en la que trabaja. Y esa oficina es precisamente El Públic.

El Públic de Mataró, que acaba de cumplir dos años, es un espacio cultural: tiene un bar, una sala de exposiciones y una redacción periodística y audiovisual. Un grupo de comunicadores que ya tenían una productora, Clack, se plantearon  junto a otro amigo, Xandri Calsapeu,  que buscaba crear un espacio cultural, impulsar un espacio común en el que convivir y crear.

Llego a El Públic con Salicrú. Aparentemente el espacio es simplemente un café de aquellos que tienen alma. Les pillo con las manos en la masa en la pequeña oficina de Clack junto a la sala del bar. Es un 25% del espacio total del local. Allí me encuentro con 5 jóvenes, 4 de ellos trabajando en ese momento en la edición de dos vídeos, uno para El Periódico de Catalunya y otro para una revista musical.

Joan me presenta a Eloi Aymerich que junto a Salicrú es el alma mater del proyecto. Hace ya bastantes años que trabajan mano a mano. Crearon una productora para producir hace más de 12 años una pionera serie de ficción de 8 capítulos  llamada “El carrer de casa” (La calle de casa). Entre risas recuerdan que los subían los videos con real video cuando aún no existía Youtube. De aquello dicen que aprendieron mucho.

Comemos en el Públic un par de ensaladas y yo remato con un Mel i mató. ¿Tiene sentido hacer hoy algo que no tenga una fuerte vinculación social? se pregunta Eloi. Si bien la productora ya existía, hace un par  de años se plantearon la necesidad de buscar una oficina física. Se inspiraron en una tienda de Mataró que compartía espacios y coincidió con la intención de Xandri Calsapeu. El proyecto cuajó con la voluntad crear un punto de encuentro creativo y social pero también con la idea clara de revertir algo en la comunidad.

Me explican que actúan como una cooperativa sin de hecho serlo. Son en realidad una asociación sin ánimo de lucro. Han ido inventando una estructura que les permitiera trabajar en proyectos conjuntamente con muchos otros creadores que orbitan alrededor de la productora. Algunos tienen una relación regular con Clack, otros participan solo en proyectos concretos.  A la vez, han tenido que crear una sociedad empresarial de manera instrumental, de la que ambos son titulares, para poder optar a programas de coproducción. Sin embargo, me insisten, la gestión de la empresa se hace de manera colectiva.

 

Comunicación y cultura

Pueden hacer muchas cosas, pero sus coordenadas han sido siempre la comunicación y la cultura. Obtener un precio más competitivo del alquiler del local ha sido posible porque a cambio colaboran con la delegación del Maresme del Colegio de Aparejadores, propietario del local. De esta manera gestionan la comunicación de sala adyacente y organizan charlas con los artistas que exponen en El Públic. Esa búsqueda de asociarse y colaborar con muchas entidades forma parte del adn del proyecto.

Han producido varios documentales para televisión, producen varios programas de radio y televisión, y hacen videos para el sector cultural. También gestionan contenidos web para medios de comunicación y gestionan contenidos web.

Su mentalidad es fuertemente multiplataforma. En la programación cultural de El Públic hay desde conciertos, a exposiciones, charlas o proyecciones audiovisuales. Algunos de esos eventos son grabados y en ocasiones se les dan salida a través de diferentes proyectos en los que trabajan. DiaridelaMúsica.com es uno de sus proyectos más antiguos. Algunos músicos no vendrían a actuar a El Públic si no fuera porque conocen a la gente de Clack.

 

Deconstruyendo conceptos organizativos

Aunque están situados en Mataró, ciudad a 20 escasos minutos de Barcelona, la mayoría de sus clientes están en la capital catalana. El sector cultural, los medios de comunicación y la mayoría de instituciones para los que trabajan están en Barcelona.

Por otra parte, todo la inversión que han hecho ha sido siempre con recursos propios y no han tenido que pedir créditos a ningún banco. Tampoco quieren contratar a nadie sino implicar a la gente con la que trabajan. “Queremos desafiar lo establecido, hemos ido improvisando y creando nuestra fórmula huyendo de las ideas preconcebidas” dice Salicrú.

Gestión cooperativista sin de hecho serlo. “Soy un trabajador con rol de empresario” dice Eloi “pero nuestros valores también los tenemos muy claros: debate creativo intenso, crear ocupación, mutualizar los problemas, los recursos y las soluciones también; la idea de colectivo, no solo en cuanto al espacio físico, sino a que trabajamos junto a muchísimas entidades”.

“Para desmitificar” como ellos mismos reconocen, trabajar en micro también tiene sus inconvenientes. Los márgenes son pequeños y sus recursos económicos y humanos deben gestionarse muy bien para asegurar el equilibrio y la viabilidad del proyecto. Aún así y en tiempos de crisis, crean y salen adelante, con una economía de guerra e innovando, y no les falta trabajo. “La gente cuando nos conoce pensará que somos mejores o peores, pero por lo menos no pensarán que somos del montón” dice Joan Salicrú.

Uno de sus próximos retos es poder trabajar en red con otros espacios culturales de catalunya y crear una especie de pequeño circuito.

“Abrirte y conectarte con otros es la única manera de salir adelante” concluyen.

 

Pagar por la opinión

Me vino a la cabeza aquello que dijo -creo que- el padre de Internet, Berners-Lee (¿puede que lo haya soñado?) que los que quisieran difundir sus ideas en Internet siempre lo harían de forma gratuita. La opinión, si pretende influir, quiere que llegue a cuanta más gente mejor. De ahí que partidos políticos, grupos de interés o Think tanks intenten distribuir gratuitamente los contenidos a medios de comunicación con el objetivo de llegar a una mayor audiencia.

Es por eso que siempre me ha llamado la atención que muchos medios impidan el libre acceso en Internet a las editoriales y las columnas de opinión. Quizá es que esos medios no aspiran a influir (modo irónico ON a más no poder…), argumentando que pretenden dar valor a esos contenidos “exclusivos”, opinión -y no información- de una élite al fin y al cabo.

También se dice que la información es mucho más cara de producir que la opinión.

Pero bien, podemos discutir de qué nos sirve tanta opinión y tertulia por ahí polulando en páginas, ondas y demás pantallas, y no más periodistas buscando y contrastando información. Pero me voy del tema y parece que ya hemos oído este debate mil veces sin que nada cambie en estos tiempos de periodismo de supervivencia.

 

“El Opinador” se oye por teléfono

A lo que iba. Me ha llamado la atención este proyecto recién salido del horno: El Opinador. Se trata de una plataforma online de pago donde los usuarios se “abonan” a los “opinadores”, por ahora solo periodistas.

Entre lo más curioso del proyecto, además de pagar por recibir opinión, es que no se trata de leer nada, sino que estamos hablando de contenidos en audio que se reciben por teléfono, no a través de ninguna aplicación de un smartphone sino del más tradicional teléfono. Al parecer recibes la “llamada” iluminadora de tu opinador favorito en donde debe contarte algo lo suficientemente interesante como para que pagues entre los 2,50 a los 4 euros al mes.

No sé, igual es que tengo sobredosis de wifi, pero además de pagar por opininón (OK, es cierto, puede ser que Roncero arrase con sus miles de fans…), ¿soy a la única a la que parece raro que te llamen por teléfono tu “opinador” pero que no puedas leer en la web las opiniones?

Caffe Reggio: la opinión de los medios gratis

A modo de proyecto antagonista está Caffé Reggio, un blog que ofrece 15 columnas de opinión del día que otros cierran en sus versiones web, pero de forma gratuita. Hace unos meses esos mismos medios parecen que le dieron un patada en la espinilla a través de Twitter, forzando el cierre de su cuenta desde donde enlazaba a sus contenidos.

Como vemos hay muchas maneras de afrontar el papel de la opinión en el periodismo.

Para mi, y esto es opinión, (voy a darme un latigazo por incoherente…), la sobreabundancia actual del género es tóxica para un periodismo que más que a influir, se dedica a sobrevivir como buenamente puede hasta que lleguen mejores tiempos. Eso o morir durante la tormenta.

Pero eso sí, Roncero siempre tendrá sus fans.

Cuántos articulos publican los medios online al día

Ratios de producción de contenidos en Medios online

La batalla por la páginas vistas, y por tanto, por la cantidad de artículos online que se publican online a diario, parece estar ganando a la calidad de los mismos. Según esta comparativa (haced click para ampliar la imagen) todos los días se publican 1.200 artículos en el Huffington Post, mientras que el Nytimes “solo” publica 350 al día.

Muchos medios compensan los bajos precios de la publicidad con la publicación de muchísimo contenido diario. Se ha convertido en el modelo de negocio de medios como el HuffPost.

Pero he aquí que cada uno de los periodistas del Huffpo publican 2 historias al día (los editores de blogs, publican 4), mientras que 1 solo artículo del Nytimes trabajan, de media, 3 periodistas, según la gráfica de Digiday.

¿Qué?! ¿Te dan pena los trabajadores del HuffPo? No, tengan más misericordia de los de Forbes.com, que publican de media cada uno 8 piezas al día, (aunque eso incluye a periodistas fulltime y colaboradores), o los de The Awl, 7 artículos al día.

El Huffington emplea a 532 full time, el Nytimes a 1.200 periodistas. El Huffpost genera 43 mill de páginas vistas al DÍA y 17 mill el Nytimes. Buzzfeed tiene 100 empleados, Slate 40, Business Insider 70.

El juego de las páginas vistas en peligroso: si entras puedes acabar rompiéndote una pierna y acabar perdiendo la poca credibilidad que te queda.


Web Analytics