10 cosas que aprendí en 6 años de blog

Seis años de blogHoy hace 6 años que empecé aquel loco blog de Lolacomomola. Era una tarde resacosa del día 1 de enero de 2007, ese día tan inútil que podríamos borrarlo del calendario porque la mayoría de gente está tan solo de cuerpo presente.

Aún cuando las redes sociales parecen llevarse todo por delante -también blogs y myspaces varios-, aquí estoy, seis años después. Eso sí, ha cambiado la forma de bloguear, su frecuencia y el diálogo existente entre blogs de cada una de las “blogosferas temáticas”. (Una pena, aquello era bonito).

Como periodista, el blog ha sido un elemento fundamental para mi desarrollo profesional desde aquella tímida chica que hablaba de medios de manera poco ortodoxa (bah, tampoco tanto…).

Mirando atrás se me han ocurrido unas cuantas ideas que quisiera compartir con vosotros, sobre todo con los que sois periodistas. Puede que encontréis alguna útil:


1. Ser público -profesionalmente- lo es todo

No me refiero a la “notoriedad”. Me refiero al simple hecho de tener “una casa en internet”, una mínima identidad digital donde digas quién eres y a qué te dedicas. Decir en lo que trabajas, dónde andas metido o qué andas investigando son acciones que pueden provocar que cosas interesantes sucedan (y os prometo que han sido muchas).


2. La marca personal no es un objetivo, tan solo un medio al servicio del periodista

Sí, ya sé que lo de la “Marca personal” suena fatal. Parece como si quisieran convertir a las personas en productos de consumo. Pero no, cambien de nombre si lo prefieren. Para muchos, ni siquiera es una opción. Es la única forma de salir a la superficie y diferenciarnos; decir al mundo qué somos y qué sabemos hacer. Algo así como el Ethos del periodista en el mundo 2.0, cada vez más reflejo del offline (aunque no del todo..). Ya no necesitamos salir por la tele, tenemos un blog, nuestro blog.


3. La marca personal no siempre es un chollo. También tiene sus inconvenientes

Pues sí. Creo que se habla poco de ello (En el Cuaderno nº7 de Evoca sobre el Futuro del Periodismo escribí sobre ello). A veces la marca personal puede ser una barrera para entrar a trabajar en según qué sitios. Las empresas y los medios no siempre quieren a alguien que destaque o sea demasiado conocido. Cada medio o empresa sabrá su política.


4.Seguirás (o te seguirán) con más interés cuando os hayáis conocido personalmente

Eso es así. No hay nada como la interacción en la vida real para empezar a seguir con más interés un blog que antes solo leías de uvas a peras, incluirás (o te incluirán) a una persona en una lista de twitter para que tenga más visibilidad o te suscribirás (se subscribirán) a su RSS… Conclusión: salir de casa y tomarse cafés con gente real es aún mejor.


5. El tweet se lo lleva el viento, el post del blog permanece

Es por eso que digo una y otra vez que para construir una marca personal de un periodista el blog sigue teniendo muchísimo peso. Es más, cada vez hay menos blogs y por tanto hay más posibilidades de tener visibilidad en un nicho temático. Eso sí, si te lo tomas en serio y lo actualizas regularmente. La profundidad de los mensajes que elaboras tampoco es la misma. Si hay algo de qué hablar en las redes (los enlaces), alguien tendrá que escribirlos (¿qué tal tú?).


6. Aunque lo que pasa en Twitter… es también muy relevante

El café, el momento tertulia está en twitter. Saber colarse en un timeline ajeno (gente que sigue un hashtag para seguir lo que sucede) cuando algo gordo que está pasando, es una habilidad importante. La gente quiere saber qué pasa en el ágora, y twitter es la gran ágora en directo. El periodismo en tiempo real es un nuevo género del periodismo online, que no puede obviar una sociedad cada más conectada, ubicua y consciente de la poderosa arma que está en su bolsillo. Esto va a más. Cada vez que oigo que un periodista no tiene twitter me rasgo las vestiduras. Conectarse (seguir) con gente de tu sector, por lo menos en mi caso, es fundamental. Y luego vienen las listas y todo el lío.


7. No importa CUÁNTA gente te lee sino QUIÉN te lee

El rollo de la influencia… ¡Es muy relativo! La influencia para mi tiene que ver en cómo de tupida es tu red de relaciones en cierta comunidad de intereses. Si andas muy disperso, no sirve de nada tener a miles de followers o miles paracaidistas que te envía Google. Por eso no hay que obsesionarse con los números y centrarse en la calidad de las relaciones.


8. O te gusta, o lo dejas. Los resultados son siempre a medio y largo plazo

Si hubiera medido las visitas en mis primeros meses de vida lo hubiera abandonado. Mi trayectoria fue muy errática, pero sirvió de campo de experimentación, para finalmente encontrar mi voz (y reírme un rato). Siempre he disfrutado publicando el blog, jamás ha sido una obligación, aunque reconozco que ha habido momentos donde me he autoimpuesto cierta disciplina, porque no en todos los momentos profesionales o personales puedes dedicarle el mismo tiempo. Cuando escribía el libro bajé la intensidad del blog. Durante estos años la aparición de las redes, el nacimiento y muerte de otros medios y blogs y otros factores han ido modulando los contenidos del blog. Por eso cierta reflexión, planificación de temas y algo de disciplina son ingredientes que no están de más.


9. Me gusta mimar a la gente que está suscrita a mi canal de RSS

Sois mis favoritos. Creo que vuestras motivaciones son algo distintas a la gente que me sigue en Twitter. Coincide en gran medida con la gente que lleva más años leyéndome. Es por eso que no tuiteo cosas que sí comparto en el blog. Es mi forma de premiar la fidelidad a falta de poder pagarles un par de rondas de cerveza.

 

10. Y más cosas, pero algo tendré que dejar para el año que viene, ¿no?

 

Gracias y seguimos.

Tags del nuevo año: Periodismo emprendedor, periodismo en Tiempo real, aplicaciones móviles, nuevos formatos.

 

 

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

8 pensamientos sobre “10 cosas que aprendí en 6 años de blog”

  1. Hola Silvia,
    Aunque no soy periodista te sigo casi desde el principio. Me gustan tus apuntes porqué explican de manera muy sencilla algo que, explicado de otro modo, podría resultar en un verdadero tostón. Por esto también recomiendo tu blog cuando surge “el tema” en cualquier conversación; es decir, algunos de tus “clientes” lo son gracias a mi, porqué sé que no me harás quedar mal. De nada.
    Bon any!!!

  2. Moltes felicitats, Sílvia!! Estic molt d’acord en els temes que dius. Sobretot el de la desvirtualització.
    I gràcies per reconèixer aquest premi que ens dones als addictes al RSS!

  3. ¡Felicidades! Me ha encantado el quinto apunte :-) Y el ocho es una verdad como un templo: si no te gusta, lo acabas dejando. Eso sí, si te gusta, bloguear engancha :-) ¡A seguir cumpliendo blog-años!

  4. Gracias por el aporte, Silvia. Y, especialmente, enhorabuena por el blog, por seis años y por esta pequeña perla de post.

    Es verdad que hay mucho de lógicas del enlace en esto de los espacios digitales, pero enlaces significa dirigirse a algún sitio. Uno de esos sitios es interesante que sean los blogs, porque son espacios de reflexión, de cierto sosiego, (muchas veces) de calidad… Cada día hablamos de filtros, agregadores y otros sistemas para acceder a la información, pero comparto tu reivindicación de la fuente, que, al final, es eso que enlazamos (y que nos hace compartir y pensar).

    Confieso que he tenido el blog un poco abandonado durante 2012, pero vuelvo a la carga. Abrazos y gracias por estar ahí,

    javier

  5. Hola, a mi me mimarías como lector de feeds si pusieras la opción ver completo en readers, en lugar de tener que pinchar en cada post para leerlos completos. No sé si me explico.

    Besis!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *